Trataron de usarme para que Ratzinger no fuera electo

Lo revela en libro 'El sucessor' al periodista Martínez-Brocal

Francisco lo revela en el libro
Francisco lo revela en el libro "El Sucesor", sobre sus recuerdos de Benedicto XVI (ANSA) (foto: ANSA)

(ANSA) - CIUDAD DEL VATICANO - El papa Francisco afirmó que en el Cónclave de 2005 lo "utilizaron" para intentar que Joseph Ratzinger no fuera elegido Papa.
    Lo dice el pontífice en el libro de entrevistas "El sucesor", sobre sus recuerdos de Benedicto XVI, escrito con el periodista español Javier Martínez-Brocal.
    El libro se publicará el miércoles 3 de abril, pero hoy el diario español ABC adelantó un capítulo.
    "En ese cónclave - la noticia es conocida - me utilizaron.
    Antes de continuar les diré una cosa. Los cardenales juran no revelar lo que sucede en el cónclave, pero los Papas tienen licencia para contarlo", explica Francisco.
    "Sucedió que obtuve cuarenta votos de ciento quince en la Capilla Sixtina. Fueron suficientes para detener la candidatura del cardenal Joseph Ratzinger, porque, si hubieran seguido votando por mí, él no habría podido llegar los dos tercios necesarios para ser elegido Papa", dijo.
    Cuando se le preguntó si no habrían podido elegir al propio Bergoglio, "ésta no fue la idea de quienes estaban detrás de los votos - responde -. La maniobra consistió en poner mi nombre, bloquear la elección de Ratzinger y luego negociar un tercer candidato diferente". "Me dijeron luego que no querían un Papa 'extranjero'".
    "Fue toda una maniobra - recuerda Francisco -. La idea era bloquear la elección del cardenal Joseph Ratzinger. Me utilizaban, pero detrás de ellos ya pensaban en proponer otro cardenal. Todavía no podían superarlo. Estuvimos de acuerdo sobre quién, pero ya estaban a punto de decir un nombre".
    Cuando se le pregunta cuándo ocurrió esto, el actual Papa explica: "El cónclave comenzó el lunes 18 de abril de 2005. La primera votación tuvo lugar por la tarde. Esta operación tuvo lugar en la segunda o tercera votación, el martes 19 por la mañana. Cuando me di cuenta por la tarde le dije a un cardenal latinoamericano, el colombiano Darío Castrillón: 'No bromees con mi candidatura, porque ahora digo que no acepto, ¿eh? Déjame aquí'. Y allí fue elegido Benedicto".
    Bergoglio también dice que Joseph Ratzinger era su "candidato".
    "Él era el único que podía ser Papa en aquel momento - observa -. Después de la revolución de Juan Pablo II, que había sido un Pontífice dinámico, muy activo, emprendedor, viajero...
    era necesario un Papa que mantuviera un sano equilibrio, un Papa de transición".
    Francisco reitera que está muy contento con la elección de Joseph Ratzinger, como ya lo dijo en su primera conferencia de prensa a bordo, a su regreso de Río de Janeiro.
    "Y es verdad - confirma -. Si hubieran elegido a alguien como yo, que causa tantos problemas, no habría podido hacer nada. En aquel momento no habría sido posible. Salí feliz.
    Benedicto XVI fue un hombre que acompañó el nuevo estilo y no fue fácil para él, ¿eh? Encontró mucha resistencia en el Vaticano." Y con esa elección, para Francisco, el Espíritu Santo dijo a la Iglesia: "Aquí mando yo. No hay margen de maniobra". (ANSA).
   

Tags relacionadas