Se aviva posible acuerdo sobre los rehenes

Hamás suavizó su posición. Siguen las negociaciones en El Cairo

Clamor por los rehenes en tel Aviv (foto: ANSA)
Clamor por los rehenes en tel Aviv (foto: ANSA)

(ANSA) - TEL AVIV, por Massimo Lomonaco - En las negociaciones en curso en El Cairo algo se mueve hacia un nuevo acuerdo sobre la liberación de los rehenes israelíes y se acerca una posible tregua en Gaza.
    Tras el fracaso de los últimos coloquios que endureció la guerra en la Franja, ahora -aunque las partes son prudentes- alguna señal existe. El diario saudí Asharq Al-Awsat, que citó fuentes diplomáticas, refirió "progresos en las conversaciones entre Egipto y Hamás".
    La facción islámica, prosiguió, "suavizó su posición y Egipto trabaja para obtener una flexibilidad similar por parte de la delegación israelí que llegará El Cairo en las próximas horas". En la capital egipcia encabeza la delegación de Hamás el líder Ismail Haniyeh.
    A dar más fuerza las versiones pensó el ministro del Gabinete de Guerra israelí, Benny Gantz. "Señales preliminares", dijo, e indican que "existe la posibilidad de avanzar en un acuerdo para la liberación de los rehenes. No abandonaremos la posibilidad de traerlos a casa".
    La declaración de Gantz hizo salir del cono de sombra lo que está sucediendo en El Cairo, desde el comienzo de la guerra uno de los lugares de la mediación Fuentes egipcias -también si en Israel no existe confirmación oficial- señalaron el retorno a la capital de una delegación israelí después de una rápida consulta en Tel Aviv acerca de los desarrollos de los coloquios.
    Amos Harel, uno de los principales analistas de Haaretz, igualmente informó de un "optimismo cauteloso" que se registró por primera vez en semanas tanto en Jerusalén como en Washington, gracias a los esfuerzos estadounidenses liderados por el jefe de la CIA, Bill Burns, y Qatar juntos en Egipto.
    Asimismo, en Israel hay una fuerte presión, en las plazas y en los lugares institucionales, por parte de las familias de los más de 130 secuestrados aún en manos de Hamás. Al respecto, el sitio web independiente israelí 'HaMakom' escribió que había reconstruido que 10 de los rehenes "murieron a consecuencia de las actividades del ejército".
    En el día 138 de la guerra, las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) continúan sus operaciones en toda la Franja, pero especialmente en Kahn Yunis, en el sur.
    Conforme a los medios internacionales, al menos 67 palestinos murieron en las redadas y las muertes ocurrieron en algunas áreas donde a los civiles se les había dicho que buscaran refugio.
    El número total de víctimas en Gaza, según Hamás, se acerca ya a las 30.000. En el enfrentamiento con la UNRWA, la agencia de la ONU para los refugiados palestinos, fuentes militares afirmaron que "440 de los empleados están activos en el ala militar de Hamás y otros 2.000 son miembros de la facción".
    Mientras en la guerra no declarada con Hezbolá y sus aliados iraníes, un ataque atribuido a Israel impactó en un edificio en el barrio de Kafr Sousa en Damasco, Siria, y provocó al menos 3 muertos. La agresión, conforme al Observatorio Nacional de Derechos Humanos en Siria, tuvo como objetivo el quinto piso de un edificio utilizado como cuartel general de operaciones por el iraní Pasdaran y el libanés Hezbolá.
    En opinión de la misma ONG, se trató de "un asesinato selectivo contra una o más personalidades iraníes o vinculadas a Irán". De los tres muertos, uno es un transeúnte sirio alcanzado por las esquirlas causadas por la explosión. Poco después, testigos y medios locales informaron el haber escuchado una gran explosión en la capital siria. (ANSA).