México debe liderar la lucha anti-crimen, experto italiano

Subsecretario del Ministerio de Justicia, Andrea del Mastro

El subsecretario de Estado del Ministerio de Justicia de Italia Andrea Delmastro Delle Vedove (foto: ANSA)
El subsecretario de Estado del Ministerio de Justicia de Italia Andrea Delmastro Delle Vedove (foto: ANSA)
(ANSA) - ROMA, 07 FEB - El subsecretario de Estado del Ministerio de Justicia de Italia Andrea Delmastro Delle Vedove, afirmó que México "debe liderar los esfuerzos en América Latina en la lucha contra la criminalidad, tal y como en Europa lo hace Italia".
    El funcionario indicó que Italia es una "nación reconocida actualmente a nivel mundial por los controles que impiden la presencia de dinero resultante de actividades ilícitas en la economía", durante la presentación del libro Luchar contra la mafia, del catedrático italiano Nando Dalla Chiesa.
    A su vez, el magistrado Rafael Guerra, presidente del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México, afirmó que el combate a la delincuencia "es algo que no puede ejecutarse de manera aislada" pero afirmó que esta tarea "ha hermanado a México e Italia" pues "en comunidad global, debe trabajarse en el camino de la seguridad y la paz".
    El acto tuvo lugar en el Instituto Mexicano de la Justicia, y con la presencia del embajador de Italia en México, Alessandro Modiano.
    Guerra afirmó que tanto México como Italia "comparten problemas, pero también soluciones, tal es el caso del programa binacional De vuelta a la comunidad", que permite a las personas salir del centro penitenciario durante unas horas a fin de efectuar labores en beneficio de la sociedad, con lo que se apuesta a la reinserción social.
    Al referirse a la obra de Nando Dalla Chiesa, aseguró que se trata de un libro que "contribuye con precisiones, principalmente en la magistratura especializada en el combate a la delincuencia organizada".
    Por su parte, Nando dalla Chiesa, cuyo libro incluye conferencias de los magistrados Giovanni Falcone y Paolo Borsellino, asesinados en 1992 en su lucha contra la mafia italiana, señaló que su obra es "un esfuerzo de recuperación de los textos escritos por Falcone y Borsellino, pero fundamentalmente de su convivencia personal con ambos". (ANSA).