Washington promete responder a ataque en Jordania

"No buscamos una guerra con Irán", John Kirby

(ANSA) - NUEVA YORK, 29 GEN - Estados Unidos responderá "en consecuencia" al ataque en Jordania contra una de sus bases, afirmó el asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca, John Kirby.
    El presidente Joe Biden "responderá" al ataque "de manera consecuente, pero no buscamos una guerra con Irán, no buscamos un conflicto amplio en Oriente Medio", afirmó Kirby.
    El grupo Resistencia Islámica en Irak (coalición de milicias chiítas pro-iraníes) se atribuyó la responsabilidad del ataque con drones que mató a tres soldados estadounidenses e hirió a otros 34 en una posición estadounidense a lo largo de la frontera entre Jordania y Siria.
    Lo informó este lunes la cadena árabe Al Jazeera.
    Se trató de un ataque unidireccional con drones que impactó ayer domingo en la Torre 22, una base en el noreste de Jordania, cerca de la frontera con Siria, informó el Mando Central de los Estados Unidos en un comunicado difundido en X.
    "No tengan dudas, los responsables rendirán cuentas en el momento y la forma que elijamos", dijo ayer Biden.
    Es la primera vez que personal militar estadounidense muere desde que los grupos terroristas respaldados por Irán iniciaron una campaña de ataques a mediados de octubre en respuesta a la guerra de Israel contra Hamás en Gaza.
    La Torre 22 se encuentra cerca de la guarnición de Al Tanf, en el sureste de Siria, donde las fuerzas estadounidenses han colaborado con socios locales en la lucha contra los milicianos del Estado Islámico (ISIS).
    En tanto, las milicias respaldadas por Irán en Irak y el este de Siria han comenzado a evacuar sus posiciones en previsión de represalias estadounidenses después del ataque a Torre 22.
    Se trata de los bastiones de Mayadeen y Boukamal. Una fuente del grupo de Resistencia Islámica en Irak informó que las milicias abandonaron sus posiciones, dejando atrás a algunos guardias tras la intensificación de las actividades de reconocimiento por parte de los aviones estadounidenses.
    Los líderes de las milicias han reducido el uso de teléfonos móviles por miedo a ser rastreados, informa al-Araby al-Jadeed.
    "Estamos preocupados y pedimos a Irán que alivie la tensión en la región", dijo el primer ministro británico, Rishi Sunak, al responder a la pregunta de un periodista sobre el ataque con drones contra una posición estadounidense a lo largo de la frontera entre Jordania y Siria. "Apoyamos firmemente a nuestros aliados para traer estabilidad y paz a la región y para eso seguiremos trabajando", añadió el primer ministro conservador.
    A su vez, el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores iraní, Nasser Kanani, calificó de "infundadas" las acusaciones del secretario de Asuntos Exteriores británico, David Cameron, sobre la participación de Teherán en el asesinato de tres soldados estadounidenses en Jordania.
    "Estas declaraciones y acciones poco constructivas por parte de fuentes institucionales occidentales están amenazando la paz y la estabilidad regional e internacional", advirtió Kanani. "Los grupos rebeldes de la región están respondiendo a los crímenes de guerra y al genocidio del régimen sionista y no reciben órdenes de Irán. Deciden basándose en sus propios principios y en los intereses de su propio pueblo", concluyó.
    (ANSA).