Festival de San Remo espera veredicto final

Treinta artistas suben al escenario

Amadeus (derecha) y Rosario Fiorello (izquierda) en el escenario del Teatro Ariston durante la 74 edición del Festival de la Canción de San Remo. (foto: ANSA)
Amadeus (derecha) y Rosario Fiorello (izquierda) en el escenario del Teatro Ariston durante la 74 edición del Festival de la Canción de San Remo. (foto: ANSA)

(ANSA) - SAN REMO, por Angela Majoli - En San Remo llega el momento del veredicto final, que se espera a última hora de la noche después de un maratón en el que suben al escenario los treinta artistas en competencia.
    La atención es muy alta: el récord del televoto provoca inmediatamente dificultades en la gestión del tráfico de mensajes de texto. Para cerrar su último festival, Amadeus quería volver a tener a su amigo Fiorello a su lado: Después de la madrugada con Viva Rai2! y las incursiones en el Ariston, el showman sube al escenario con una revisión del Hombre del frac en una mezcla entre Domenico Modugno y Billie Jean de Michael Jackson, con un traje luminoso con inserciones de LED, con los bailarines de la Compañía ucraniana de baile de danza hih-tech de Kiev.
    "Para hacer este número estuve activo toda la tarde", bromea Fiore. La velada se abre con el anuncio de la clasificación provisional basada en la media de las cuatro veladas anteriores: Geolier sigue a la cabeza, por delante de Angelina Mango y Annalisa, y los abucheos vuelven al teatro, después de los que marcaron la victoria del rapero napolitano. en la portada de la tarde. Amadeus no está de acuerdo: "Lo entiendo y es cierto, es parte de la historia de San Remo, es un poco como en el estadio: hay grupos, aficionados, y está bien que sea así. Por favor, aplaudan y celebren. Sólo les pido respeto para los 30 cantantes que compiten". Luego está el espectáculo de Fiorello, entre el auge de los ratings del festival y la decisión del director artístico de abandonarlo después de cinco ediciones consecutivas.
    "Este hombre ha hecho cosas increíbles, está haciendo cosas extraordinarias, has conseguido el 67%: ya no eres un partido, eres una coalición por tu cuenta. Esto gana las elecciones europeas y se lleva Eurovisión, cuidado". "Es nuestro último festival", recuerda Fiorello mientras el público grita 'noooo'.
    "Necesita descansar, porque cuando termine irá a los Soliti ignoti, a los paquetes, al Año Nuevo de la Rai1, al Suzuki Arena. ¿Sabes en quién estoy pensando? Josè". Y luego, dirigiéndose al hijo del director artístico sentado en primera fila: "Llevas allí cinco años, los italianos te han visto crecer en ese sillón". El año que viene tienes que ir a la escuela.
    Y en cuanto el profesor te vea te dirá: Josè Sebastiani, con el código 01, estás siendo interrogado". Luego cierra su discurso: "No quiero hacer monólogos, tengo que deshacerme de las iluminaciones. de San Pancracio. Y luego tenemos treinta cantantes: cuando el último termina de cantar, el primero ya está de gira". Luego suelta un Wow cuando Amadeus lo sorprende por detrás en el escenario para hacerle una broma, pero le asusta. Renga y Nek entran con Pazzo di te, luego BigMama que dedica su actuación con La rabia no basta "a todas las personas inseguras, a las que se sienten avergonzadas: crean siempre en ustedes, crean en sus sueños y si quieren bailar, bailenr".
    Es la noche de las dedicatorias: la de Gazzelle es para "Giovanna, una persona a la que extraño mucho". Dargen D'Amico canta Onda Alta y luego besa a Mara Venier: Amadeus le agradece "por haber aportado alegría y al mismo tiempo reflexiones profundas como él sabe" con su canción que habla de los niños víctimas de las guerras. Los Negramaros -presentados por Fiorello que imita los trinos de Giuliano Sangiorgi- proponen Ricominciamo tutto y gritan: "Viva la música, viva la libertad, viva la paz".
    Mahmood convence con su Chándal Dorado, luciendo un chándal dorado como el de la canción, y luego agradece "a todos los artistas que nos brindaron su visión del mundo de forma totalmente gratuita en este escenario. Viva las diferencias y la libertad de pensamiento". siempre y en cualquier caso".
    También hay espacio para la memoria de la tragedia de las Foibe. La orquesta interpreta Io che amo solo te de Sergio Endrigo: "Nació en Pola -dice Amadeus- y en 1947, debido al traslado de Istria a Dalmacia, se refugia con su madre. Un drama vivido por muchos compatriotas. Las milicias llevaron a cabo una masacre masiva. Un número increíble de personas murió en las Foibe, una de las páginas más trágicas de la historia". Súper invitado Roberto Bolle que encanta con las notas del Bolero de Ravel. 
   

Tags relacionadas