Incendio en el hospital de Tívoli causa tres muertos

Hay unos 200 evacuados. Las llamas se originaron de residuos

El incendio en el Hospital de Tivoli (foto: ANSA)
El incendio en el Hospital de Tivoli (foto: ANSA)

(ANSA) - Al menos tres personas murieron tras el incendio de anoche en el hospital de Tívoli, no muy lejos de Roma.
    Las víctimas son tres ancianos: dos fallecieron por envenenamiento y la tercera debido a un infarto.
    Los bomberos debieron trabajar varias horas para domar el fuego y, junto con la policía y los carabineros, para rescatar a las personas hospitalizadas, alrededor de 200, y evacuarlas al gimnasio municipal a la espera de ser trasladados a otros hospitales.
    El cuerpo de una cuarta persona fue extraído de los escombros. Según los investigadores, al parecer murió antes de que estallara la hoguera. Sin embargo, se ordenó una autopsia para aclarar las causas de las muertes.
    De acuerdo a las primeras verificaciones de los bomberos, el incendio pudo haber comenzado con algunos residuos que se encontraban en la parte trasera de la estructura en un sótano y luego se extendió al interior involucrando diferentes áreas como radiología, primeros auxilios y la morgue.
    Las investigaciones continúan para reconstruir con exactitud todas las fases y sobre el funcionamiento del sistema de extinción de incendios.
    "Del hospital de Tivoli fueron evacuadas 192 personas, de las cuales además del personal médico 174 eran pacientes. No hay heridos graves. Se evacuaron niños de todas las edades, de los cuales tres recién nacidos", explicó el alcalde de Tivoli, Giuseppe Proietti.
    "Que yo recuerde que nunca se habían producido episodios similares", añadió Proietti. "Las causas se determinarán tras las investigaciones de la Policía Científica que ya comenzaron en la noche. Las llamas habrían salido del sótano donde hay varios locales. Se está tratando de montar un punto de emergencia en el gimnasio cercano".
    "Estaba en urgencias - recuerda Paolo Gabrielli, uno de los evacuados -. Sentí el olor a plástico quemado y salí. Se cortó la luz, así que nos escapamos gracias a las luces de emergencia aunque se viera poco. Fueron momentos de pánico. Además de las camillas, se apresuraba como se podía y algunos enfermos incluso eran llevados de brazos".
    En el gimnasio municipal Maramotti se instaló una sala de emergencia, donde se han colocado camas para ayudar a los enfermos a la espera de los traslados.
    "Queremos claridad sobre las causas de la muerte de nuestra madre -dicen los familiares de Giuseppina Virginia Facca, una de las víctimas-. Nos dijeron que murió en el momento en que estalló el incendio, pero no por el humo".
    Tenía 84 años y un problema de pulmón, había sido hospitalizada de nuevo hace tres días en el tercer piso: "Queremos la verdad. Nos enteramos de su muerte por un noticiero local", dijeron. (ANSA).