Auge del gasto turístico en bares y restaurantes italianos

Según Confesercenti, la principal asociación de emprendedores

El consumo de los extranjeros en almuerzos y cenas se sitúa en el tope desde 2019 (ANSA) (foto: ANSA)
El consumo de los extranjeros en almuerzos y cenas se sitúa en el tope desde 2019 (ANSA) (foto: ANSA)

(ANSA) - ROMA - La recuperación del turismo extranjero en Italia también da un impulso al consumo en los establecimientos públicos.
    En 2023, los más de 65 millones de extranjeros que visitaron Italia gastaron un promedio de más de 212 euros por persona en desayunos, almuerzos, cenas y aperitivos, para un total de más de 13.800 millones de euros, la cantidad más alta desde 2019.
    Es una estimación de Fiepet, la asociación de empresas públicas pertenecientes a Confesercenti (representa a más de 350 mil pequeñas y medianas empresas), basándose en cálculos que se apoyan ;;en datos del CER (Centro Europeo de Investigaciones) y del Centro de Estudios Turísticos de Florencia.
    El año pasado, la asistencia extranjera registró un crecimiento del +13,7%, alcanzando en valores absolutos más de 228,5 millones, más que el último año antes de la pandemia.
    Una multitud de veraneantes que han demostrado que aprecian no sólo las ciudades, los pueblos artísticos, las playas y el campo, sino también el estilo de vida y la gastronomía: el gasto en bares y restaurantes constituye de hecho el 33% del consumo total de los viajeros extranjeros en Italia, que en 2023 debería haber alcanzado los 42 mil millones de euros, con un aumento del +7,8% respecto a 2022.
    Un crecimiento que eleva el gasto de los turistas extranjeros hasta el 4% del gasto total de la zona, recuperando plenamente los niveles pre-Covid. (ANSA).