Son episodios que debemos condenar, Calcagno

(ANSA) - ROMA, 18 MAR - "La lucha contra el racismo debe llevarse a cabo sin peros", aseveró Umberto Calcagno, presidente del Sindicato Italiano de Futbolistas (AIC), luego que el brasileño Juan Jesús, defensor del Napoli, revelara que Francesco Acerbi, su colega del Inter, le dijera "eres un negro" durante el empate 1-1 entre ambos equipos por la fecha 29 de la Serie A.
    "Son episodios que hay que condenar. Éste es uno de los chicos más serenos y bondadosos, que más gasta en los demás en nuestro mundo. No queremos trivializar lo sucedido, pero debemos tener cuidado de no explotarlo", advirtió Calcagno sobre Acerbi en diálogo con Radio Anch'io Sport de Rai Radio 1.
    "Tenemos mayores responsabilidades, pero debemos recordar que los jugadores son víctimas y ciertamente no de compañeros ni de oponentes. Los jugadores son los que más sufren estos insultos y ciertamente no de nuestra categoría", subrayó.
    Consultado si Acerbi debería pedir perdón públicamente, el titular del AIC respondió: "no creo, porque las palabras de Juan Jesús son indicativas".
    "Acerbi se disculpó de inmediato y las disculpas fueron aceptadas. Las cosas que ocurren dentro del campo no deben ser justificadas, pero el reconocimiento del error fue realizado por una persona conocida por todos como un punto de referencia en cuanto a conducta", enfatizó Calcagno.
    Por otra parte, el presidente del AIC adelantó que la entidad organizará "pronto" un encuentro entre sus afiliados.
    "Nuestro mundo necesita normalización, incluso lo ocurrido con (Ciro) Immobile nos dice que estamos superando ciertos límites en todos los ámbitos", remarcó Calcagno sobre la agresión sufrida por el capitán de Lazio cuando llevaba a su hijo de cuatro años a la escuela, situación que se repitió el jueves con su esposa.
    "Incluso el estrés al que están sometidos los jugadores, entrenadores y árbitros ha llegado a ciertos límites: es necesario un poco de serenidad, que se conseguiría con calendarios un poco menos ocupados. Debemos intentar no exasperar ni explotar determinadas situaciones", remarcó Calcagno.
    Por su parte, la senadora Vincenza Aloisio, del Movimiento 5 Estrellas, saludó la decisión de la Federación Italiana de Fútbol (FIGC) de desafectar a Acerbi del plantel de la "azzurra" que realizará una gira por Estados Unidos, donde jugará amistosos con Venezuela y Ecuador.
    "Teniendo en cuenta los contornos de una historia aún por aclarar, considero más que correcta la reciente decisión de la FIGC de excluir temporalmente al futbolista Francesco Acerbi de la selección italiana, tras el episodio racista ocurrido ayer durante el partido entre Inter y Napoli", se lee en una nota de Aloisio.
    "Si, por un lado, esta elección fue dictada por el deseo de preservar la necesaria serenidad en el seno de la selección, por otro lado, pone de relieve una importante advertencia para el mundo del deporte", alerta la senadora.
    "En un período en el que el respeto y la inclusión son esenciales representan cada vez más los pilares que deben sustentar todo contexto civil, ciertos comportamientos discriminatorios no pueden ser tolerados, especialmente si los lleva a cabo un futbolista que viste la camiseta azul", subraya.
    "El fútbol debe ser un vehículo de valores positivos y de inclusión, por lo que es necesario seguir promoviendo un ambiente de juego respetuoso y libre de discriminación de cualquier tipo", consideró Aloisio.
    "Por eso, con motivo del acuerdo asignado a la séptima Comisión de Cultura del Senado sobre las perspectivas de reforma del fútbol italiano, espero que se puedan encontrar espacios reglamentarios para reforzar el compromiso de las instituciones de contrarrestar las actitudes discriminatorias, respetando a todos los ciudadanos y a los millones de jóvenes que tienden a emular el comportamiento de sus favoritos deportivos", completó Aloisio. (ANSA).