Napoli va por la confirmación

Recibe al Torino buscando afirmar remontada tras triunfo ante Juventus

Napoli va por más frente al Torino (foto: ANSA)
Napoli va por más frente al Torino (foto: ANSA)

   (ANSA) - NAPOLES Y TURIN, 7 MAR - Napoli, último campeón del fútbol italiano, recibirá mañana al Torino en el inicio de la vigésimo octava fecha buscando refrendar su remontada tras la victoria obtenida también como local ante Juventus y con el objetivo de acercarse a la zona de clasificación a la próxima Champions.
    Un torneo por el cual visitará el martes al Barcelona en la revancha de octavos de final de la actual edición luego de empatar en un gol como local y pensando en la cual el técnico Francesco Calzona presentaría mañana algunas modificaciones en el once inicial ante el equipo del croata Ivan Juric, quien lo verá desde afuera porque purgará una fecha de suspensión por su expulsión frente a Fiorentina.
    Dos necesidades, la de sumar la tercera victoria en fila por primera vez en este campeonato y la de regular energías para el duelo con el "blaugrana" que definirá uno de los pasajes a cuartos de final en la Champions, instancia en la que ya se instalaron Manchester City, último campeón, Real Madrid, París Saint-Germain y Bayern Munich.
    Napoli busca uno de los cuatro boletos restantes (por los que también pelea Inter, líder de la Serie A que visitará al Atlético Madrid el miércoles tras superarlo por 1-0), pero antes está obligado a sumar ante Torino, que marcha en mitad de tabla, pero ostenta la cuarta valla menos vencida del campeonato con 25 goles (detrás de Inter, Juventus y Bologna, mejor posicionados que el "granate").
    Misma cantidad celebró el equipo de Juric, cuya efectividad en el área rival no es justamente su fuerte, mientras que con 42 goles convertidos Napoli tiene la quinta delantera más eficiente del torneo por detrás de Inter (69), Roma (52), Milan (51) y Atalanta (49) y los mismos que la escolta Juventus, su última víctima.
    Algunas lesiones complican los planes de Calzona pensando en el próximo duelo, rubro en el que se destacan el sueco Jens Cajuste y el belga Cyril Ngonge, quienes hoy trabajaron en forma diferenciada en la concentración de Castel Volturno, mientras que el albano-kosovar Amir Rrahmani hizo lo propio en la primera sesión de entrenamientos, pero luego se sumó al plantel.
    Difícilmente sean convocados para el choque de mañana, sobre todo el último, a quien el entrenador preservaría para no correr riesgos pensando en el partido con Barcelona, situación que Napoli intentará compensar con el entusiasmo recuperado no sólo por las últimas victorias ante Juventus (2-1) y Sassuolo (6-1 en un duelo postergado por la vigésimo primera jornada).
    Lo más importante es que el último campeón parece haberse reencontrado con aquella versión que lo llevó a conquistar el "scudetto" en la pasada temporada con Luciano Spalletti y que no había podido repetir al mando del francés Rudi García, ni de Walter Mazzarri, sucesores del hoy entrenador de la selección nacional que precedieron a Calzona en el cargo.
    Con la llegada de este último DT, Napoli se nota reanimado y necesita levantar la puntería en estas últimas 12 fechas para aspirar a pelear por el cuarto puesto y la clasificación a la Champions, una puja bastante cerrada que tiene hoy al sorprendente Bologna afirmado en esa posición por delante también de Roma y Atalanta, que no se dan por vencidas.
    Ocho son los puntos que hoy separan al último campeón del "Calcio" del equipo del ítalo-brasileño Thiago Motta, revelación del torneo que sumó su sexto triunfo en fila en casa de Atalanta en un mano a mano directo y que este domingo se medirá con Inter, el primero de la clase que manda con 15 puntos de ventaja y parece encaminado definitivamente a reconquistar el trono que hoy ocupa Napoli.
    Así como el último campeón pareció recuperar la memoria con la llegada de Calzona, también parecen haberlo hecho el nigeriano Victor Osimhen, goleador del pasado campeonato, y el georgiano Khvicha Kvaratskhelia, su principal socio de ataque que también se reencontró con el gol y explica parte de esa remontada del Napoli.
    A su arribo al club se refirió hoy el entrenador al confesar que se enteró que había sido elegido mientras regresaba desde Calabria a bordo de un vehículo de alquiler, tras lo cual bajó la ventanilla y soló un grito como en el festejo de un gol.
    "Fue producto de la adrenalina y de la alegría que me provocó volver al Napoli en esta nueva función", explicó al asegurar que cuando recibió el llamado en el que le propusieron tomar las riendas del plantel no lo dudó "ni por un segundo" porque -explicó- "son esas ofertas que no se pueden rechazar".
    Su colega Juric reconoció la mejoría del Napoli, "un equipo plagado de estrellas al que intentaremos hacerle la vida imposible mañana en un partido sin dudas durísimo que debemos jugar concentrados al máximo".
    "En ataque nos sigue faltando algo más y tenemos que mejorar en ese sentido porque no marcar goles nos está matando. Estamos jugando bien al fútbol, pero no alcanza para sumar los puntos que se nos escaparon y necesitamos dar un golpe de efecto", agregó el croata.
    En ese sentido, uno de los puntos bajos del Torino es el paraguayo Antonio Sanabria, quien convirtió su último gol el 7 de enero justamente frente al Napoli por la decimonovena fecha en el triunfo por 3-0 en Turín, pero quien según Juric "se entiende muy bien (con el colombiano Duván) Zapata, con el que mantiene una excelente relación", destacó.
    Torino sumó un punto en los últimos tres partidos y no canta victoria desde el 16 de febrero, cuando superó por 2-0 a Lecce, situación que atenta contra sus aspiraciones de lograr un pasaje a las próximas Copas europeas (está a seis puntos justamente de un Napoli que hoy estaría clasificándose a la Conference League).
    El croata no estará mañana en el banco y tampoco en la próxima fecha ante Udinese, en la que Torino volverá a ser visitante, pero aseguró que eso "no cambia nada porque mi cuerpo técnico piensa los partidos como yo.
    Juric reconoció que las dos jornadas de suspensión que recibió por su expulsión frente a Fiorentina "resultaron bastante generosas" luego del episodio que protagonizó con Vincenzo Italiano al final del partido, afirmando que "se trató de una reacción producto de las pulsaciones altas". (ANSA).