Leclerc y Sainz se ilusionan

"La Ferrari SF-24 es un salto de calidad", coinciden los pilotos

Leclerc y Sainz con buenas sensaciones tras probar la SF-24 de Ferrari (foto: ANSA)
Leclerc y Sainz con buenas sensaciones tras probar la SF-24 de Ferrari (foto: ANSA)

   (ANSA) - BOLOGNA, 13 FEB - El monegasco Charles Leclerc y el español Carlos Sainz se dijeron ilusionados con la posibilidad de pelear arriba en el próximo campeonato de la Fórmula 1, durante la presentación de la SF-24, el nuevo modelo con el que Ferrari intentará volver a vivir épocas de gloria en la máxima categoría.
    "La SF-24 promete ser menos sensible y más fácil de manejar que su predecesora y eso resulta clave para que los pilotos podamos aprovecharla al máximo", resumió Leclerc, que terminó igualado en el cuarto puesto con el español Fernando Alonso en 2023 que consagró por "paliza" al neerlandés Max Verstappen como tricampeón mundial de la Fórmula 1 con Red Bull.
    "La máquina me gusta mucho, incluidos los detalles de blanco y amarillo en la carrocería, pero lo que más me interesa es como se comportará en la pista, que es donde nos jugamos todo", aclaró el monegasco, al afirmar que con la SF-24 "esperamos dar un paso adelante en varios aspectos y creo que estamos donde queremos estar".
    Leclerc advirtió que no se conformará con "dos o tres victorias este año porque quiero ganar todo lo que sea posible", al ser consultado sobre si se contentaría con igualar lo hecho en 2019 y en 2022.
    "De todos modos, las cuentas se hacen al final de la temporada", recordó y consideró que "en el primer Gran Premio (el 2 de marzo en Bahrein, Ndr) sabremos dónde estamos y cuán competitivos somos".
    "Es muy difícil pensar ahora para qué estamos", aún cuando reconoció que tras salir por primera vez a pista con la SF-24 las sensaciones son mejores que en el inicio de la pasada temporada.
    "Cuando probamos la SF-23, recuerdo que después de los primeros tres o cuatro giros no estaba muy conforme, porque resultaba muy difícil de conducir", destacó.
    "Este año, todo resultó mejor, pero eso no significa que automáticamente seamos más competitivos, aunque sí puedo asegurar que las sensaciones son mucho mejores", completó.
    "En esta temporada, el objetivo es estar lo más arriba posible y mi mayor deseo es regalarle muchas alegrías y muchas victorias a nuestros fanáticos", agregó el piloto, que no pudo celebrar ninguna el año pasado, en el que logró tres segundos puestos, dos de ellos en el cierre, en Las Vegas y Abu Dhabi.
    Sí pudo cantar victoria, en Singapur (cortando la hegemonía de Verstappen y de Red Bull a lo largo de la temporada), su compañero Sainz, quien espera repetir en la que será su última temporada con Ferrari, pues en 2025 tomará su lugar en el equipo el séptuple campeón mundial británico Lewis Hamilton, hoy en Mercedes.
    "Cuando vi la SF-24 por primera vez tuve el deseo de subirme a ella de inmediato y encender los motores", afirmó el español, quien espera despedirse a toda orquesta este año del histórico equipo italiano.
    "No veo la hora de salir a pista con ella para confirmar que, como parece anticipar la experiencia en el simulador, que esta máquina representa el paso adelante que todos esperábamos", auguró.
    "El objetivo es contar con un bólido más fácil de conducir y con un ritmo de carrera más constante, que son los requisitos básicos para poder luchar por la victoria", agregó.
    "Los pilotos hemos dado el máximo de nosotros para que los técnicos cuenten con las indicaciones precisas y estoy seguro de que los ingenieros que trabajan en Maranello han atendido nuestras exigencias", explicó.
    "Queremos dar lo mejor para que puedan festejar los fanáticos que nos apoyaron incluso en los momentos más difíciles en la pasada temporada", completó Sainz. (ANSA).