Dos años de prisión en suspenso para Sánchez Vicario

(ANSA) - MADRID, 17 ENE - La ex tenista española Arantxa Sánchez Vicario fue condenada a dos años de cárcel por urdir una trama para evitar el pago de una deuda de más de 6 millones de euros al Banco de Luxemburgo.

    Su ex esposo Josep Santacana fue condenado a tres años y tres meses. 

    Sánchez Vicario no tendrá que ingresar en la cárcel, pero sí tendrá que abonar junto a Santacana una indemnización de 6,6 millones de euros al Banco de Luxemburgo. 

    Un juzgado de Barcelona considera "totalmente acreditado" que la ex tenista "disponía y dispuso en todo momento de patrimonio suficiente para hacer frente a la deuda" con la citada entidad y que "mediante actos de venta y de sustracción a las acciones de embargo, impidió" su cobro.

    La resolución añade que Sánchez Vicario "ha asumido su responsabilidad respecto de los hechos objeto de acusación", ya que durante el juicio reconoció el alzamiento de bienes y mostró su conformidad después de que la fiscalía rebajase su petición de prisión de cuatro a dos años. 

Sánchez Vicario había achacado todo esto a su Santacana, alegando que era él quien manejaba su dinero y que no tenía conocimiento de ninguna ilegalidad o manipulación del patrimonio.

La ex tenista española, que compitió entre 1985 y 2002, ganó cuatro títulos de Grand Slam (3 de Roland Garros y uno del US Open) en individuales y también fue finalista del Abierto de Australia y de Wimbledon.

Además, Sánchez Vicario fue la primera jugadora española en alcanzar el número 1 del ranking WTA y ganó una medalla de bronce en individuales y una plata en dobles en los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992 y una plata en individuales y un bronce en dobles en los Juegos de Atlanta 1996.