Benigni, Jatta y Farrell doctores honoris causa

Entrega de la Universidad de Notre Dame en Roma

De derecha a izquierda, Roberto Benigni, Barbara Jatta y monseñor Brian Farrell, doctores honoris causa (foto: ANSA)
De derecha a izquierda, Roberto Benigni, Barbara Jatta y monseñor Brian Farrell, doctores honoris causa (foto: ANSA)

(ANSA) - ROMA - El actor italiano Roberto Benigni, la directora de los Museos Vaticanos, barbara Jatta, y monseñor Brian Farrell, secretario del Dicasterio para la Promoción de la Unidad de los Cristianos, recibieron hoy un doctorado honoris causa en Bellas Artes y Jurisprudencia, otorgado por la sede en Roma de la Universidad de Notre Dame.
    Benigni es también realizador cinematográfico, recibió un premio Oscar y es un poeta de fama internacional. Jatta, al frente de los museos vaticanos desde 2016, es responsable de una inmensa e inestimable colección de obras de arte que incluye el icónico techo de la Capilla Sixtina. Farrell, por su parte, ordenado obispo por el Papa San Juan Pablo II en 2003, es una voz abierta para condenar el antisemitismo a favor del diálogo interreligioso entre judíos, cristianos y musulmanes.
    "Tres líderes destacados en sus respectivos campos", afirma el Reverendo John I. Jenkins, C.S.C., presidente de la Universidad.
    "En virtud de su liderazgo fiel y pionero, Barbara Jatta ha hecho contribuciones duraderas a la Iglesia y al mundo de la conservación del arte. El trabajo incansable del obispo Farrell en construir relaciones ecuménicas ha enriquecido las expresiones de fe y amor compasivo de la Iglesia. Y Roberto Benigni, a través de su narración innovadora y sincera, ha invitado a todos los que experimentan su arte a una relación más profunda con la humanidad y lo divino. Los tres sirven como modelos a seguir para la comunidad internacional de Notre Dame", sostuvo. "La Universidad de Notre Dame es la más prestigiosa del mundo. Y ahora, después de este doctorado honoris causa, lo es aún más", dijo Roberto Benigni, en un discurso transformado en una lección de bellas artes a través de la belleza y la maravilla de los tres retratos de Virgen que marcaron su vida.
    "No es un reconocimiento para mí, sino para la institución que dirijo", afirma Barbara Jatta, recordando que "excelencia y compartir" son hoy las palabras clave de los Museos Vaticanos.
    "Para el Jubileo de 2025, por ejemplo, nos estamos preparando con "visitas especiales que sean un camino de espiritualidad y belleza, para grupos de 20 personas. No nos interesa ocupar los primeros lugares de la clasificación", aclaró.
    "Es un reconocimiento - concluye monseñor Farrell - a la inmensa causa de la unidad de la comunidad cristiana" con la esperanza de ser "un signo y un instrumento de paz en el mundo para la gran familia humana". (ANSA).