Memphis reverdece con Elvis y mucho más

En Graceland celebraciones por 45 años de la muerte de El Rey

Elvis Presley, íconos, símbolos y leyendas que acuna Menphis
Elvis Presley, íconos, símbolos y leyendas que acuna Menphis (foto: ANSA)
13:29, 26 mayMEMPHIS Por Gina Di Meo

(ANSA) - MEMPHIS 26 MAY - La música está en el aire en Memphis, la ciudad de Tennessee a orillas del río Mississippi, en el sur de Estados Unidos, cuyo nombre deriva de la capital homónima del Reino del Antiguo Egipto, y que en estos días no solo es destino de turistas por sus atractivos sino también lugar de peregrinaje para los amantes de la música.
    Memphis es sinónimo de Graceland y, por lo tanto, de Elvis Presley, pero también de la ciudad de genios como B.B.
    King, Johnny Cash, Aretha Franklin, Jerry Lee Lewis, Al Green, Muddy Waters, Tina Turner, Otis Redding, Justin Timberlake, solo por nombrar algunos.
    Los lugares de Elvis son definitivamente una visita obligada para cualquiera que viaje a Memphis. El punto de partida es Graceland, entre otras cosas la segunda residencia más famosa y visitada de Estados Unidos después de la Casa Blanca. El Rey la compró en 1957 y es también el lugar donde fue encontrado muerto en 1977.
    Solo algunas áreas están abiertas al público también por respeto a los deseos de Elvis, quien mantuvo su privacidad. Los espacios famosos y visibles son la "sala de TV" en el sótano donde el artista solía entretenerse mientras también miraba tres televisores a la vez, la "sala de oro", donde se exhiben los discos de oro y numerosos premios, y también la "sala de música".
    El mismo Elvis también hizo construir un "jardín de meditación", donde sus padres Gladys y Vernon y su abuela ahora están enterrados además de él. Una pequeña placa también conmemora al hermano gemelo de Elvis, Jesse Garon, quien murió al nacer.
    Este año, el 16 de agosto, se cumplen 45 años de su muerte y Graceland, que entre otras cosas celebra sus 40 años de apertura al público, ha organizado diversas iniciativas y exposiciones, entre ellas "Graceland: Bienvenido a mi mundo" y "Querido Elvis".
    Mientras que Cannes le rinde también homenaje con el biopic "Elvis'' firmado por Baz Luhrmann que también verá a los Maneskins -la banda italiana ganadora de San Remo y Eurovisión 2021- en su debut en el mundo del cine desfilar por la alfombra roja del Montee des Marches.
    Son la versión de la icónica "Si yo puedo soñar", la canción que ya cantan para la banda sonora de la película de Luhrmann que recién se estrenará en cines a partir del 22 de junio.
    Después de honrar la memoria de Elvis, la siguiente parada es Beale Street, que significa música (especialmente Blues) tanto como Broadway representa al teatro en Nueva York. Aquí es donde Louis Armstrong, Muddy Waters, Albert King, Memphis Minnie, B.B. King, Rufus Thomas, Rosco Gordon y otras leyendas del blues y el jazz ayudaron a desarrollar el estilo conocido como Memphis Blues.
    Beale Street es una franja de casi tres kilómetros repleta de restaurantes y clubes, incluido el B.B. Club de Blues del Rey.
    Memphis también alberga el histórico estudio de grabación Sun Studio, donde en 1954 un Elvis Presley desconocido superó su timidez, tomó un micrófono y cantó una versión completamente nueva de "That's Alright, Mama".
    Era el nacimiento de un nuevo sonido. Uno que combinaba country, folk y pop y rompía la barrera racial. Elvis es un blanco que se encuentra perfectamente a gusto con la música negra.
    La música soul se respira en cambio en el Stax Museum que recorre la historia del famoso sello discográfico Sax Records, con su mayor estrella, Otis Redding, todavía considerado uno de los mejores cantantes de todos los tiempos.
    En Stax está la historia de los pioneros de la música que superaron las barreras raciales y socioeconómicas para crear un género que cambió la naturaleza cultural del mundo, la llamada "música del alma" (soul music).
    La reina de la música soul, Aretha Franklin, también nació en Memphis. Aquí todavía está la casa en la que vivía antes de que la familia se mudara a Detroit.
    No solo la música, Memphis es también el lugar donde tuvieron lugar las batallas por los derechos civiles. Y también aquí fue asesinado el reverendo Martin Luther King Jr. Fue el 4 de abril de 1968 cuando el activista afroamericano que salía por el balcón de la habitación 306 del segundo piso del motel Lorraine recibió un tiro en la cabeza.
    Y, como si fuera poco, la ciudad alberga el St. Jude Children's Research Hospital. Es una especie de lugar milagroso para niños con enfermedades graves que reciben tratamiento totalmente gratuito.
    Además de la música y la historia, Memphis también es un lugar vibrante desde el punto de vista culinario y de estilo de vida. Un barrio ecléctico por la mezcla de restaurantes, bares y tiendas es Cooper-Young, muy similar a Williamsburg o Bushwick en Nueva York por su vitalidad.
    Entre los restaurantes más icónicos, en The Four Way todavía se sirve la comida del alma que deleitó los paladares de Martin Luther King, Elvis Presley y Drake, el Arcade cuenta con Elvis Booth, la mesa donde normalmente se sentaba El Rey para el desayuno y solía comer un sándwich con plátano y mantequilla de maní.
    Más datos: https://www.memphistravel.com (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en