Científicos del turismo vigilan a Omicron en Cuba

Control sanitario e innovaciones para la reapertura

Sol y arena blanca en la playa de Cayo Coco, en Cuba
Sol y arena blanca en la playa de Cayo Coco, en Cuba (foto: ANSA)
18:19, 27 eneLA HABANA 27 ENE - Las autoridades de Cuba ven la reapertura en 2022 de la industria del turismo cubano como "crucial" y están aplicando estrategias diversas para protegerlaRedacción ANSA

(ANSA) - LA HABANA 27 ENE - Las autoridades de Cuba ven la reapertura en 2022 de la industria del turismo cubano como "crucial" y están aplicando estrategias diversas para protegerla, todo bajo el control sanitario de un consejo científico que vigila a Omicron.
    Hacia finales de 2019 la isla sobrepasaba los cuatro millones de arribos de turistas extranjeros con planes para los próximos años de lograr cifras de visitantes extranjeros sin precedentes para el país.
    Entonces llegó 2020. Desde inicios del muy tenso año el panorama de optimismo fue golpeado por la expansión del coronavirus. Una reapertura en octubre de los aeropuertos debió ajustarse enseguida a caídas drásticas.
    Tras un 2021 de inesperado severo rebrote que duraría prácticamente nueve meses con apenas 100.000 turistas atendidos, en 2022 se esperan dos millones de llegadas.
    "La estadística prevista para este año es la mitad de la lograda en 2019, pero suficiente para un reinicio largo y decoroso que no es fácil por la intempestiva aparición de Omicron", dijo a ANSA un analista local de la llamada industria del ocio.
    "Un comité científico es el que analiza la situación y se espera una recuperación importante en el 2022 y 2023", dijo el ministro cubano de turismo Juan Carlos García en declaraciones en la Feria Fitur en Madrid este enero.
    Tal Consejo Científico ya está operando. "Las vacunas cubanas tienen capacidad para generar anticuerpos ante Omicron", según un titular en la prensa estatal el jueves.
    "Estudios preliminares desarrollados desde el Instituto de Medicina Tropical Pedro Kourí (IPK) en vacunados con Soberana y Abdala demuestran altos porcentajes de seroconversión frente a Omicron", expuso el artículo de los trabajos de investigadores en La Habana sobre las dos vacunas nacionales activas y aplicadas en una gran campaña de inmunización nacional.
    Los pronósticos oficiales cubanos acerca de un "triunfo" sobre Omicron son cautelosos pero optimistas. La cifra de dos millones de arribos para este año sigue vigente.
    Los obstáculos que pueden surgir no solo son nacionales.
    "Otra expansión más o menos repentina de Omicron u otra modalidad por el mundo no solo limitaría las posibilidades de atención segura a los viajeros interna sino que en sus países de origen con cierres de frontera", estimó el experto consultado.
    "El comité científico es una pieza fundamental para crear los llamados protocolos con medidas de protección para la situación actual y la que pueda venir" agregó.
    En cuanto a países emisores han demostrado su importancia para la isla Canadá y Rusia, países desde los cuales se recibió la mayoría de visitantes entre el 15 de noviembre y el 31 de diciembre pasados.
    Un anuncio oficial reveló que se reciben 33 frecuencias aéreas desde Europa a través de 13 líneas aéreas y 5 directamente a La Habana.
    Han sido divulgadas otras "ventajas" como wifi gratis en los aeropuertos por 30 minutos y también en los buses turísticos, además de hoteles de 4 y 5 estrellas digitalizados en ese sentido.
    Los privados han sido sumados a la "ofensiva". Son más de 25.000 habitaciones en casas particulares que se ofrecen en el país bajo el cuidado de "médicos de la familia", una modalidad de salud cubana.
    Una innovación en medio de la pandemia ha sido la apertura de un hotel en La Habana para el sector LGBT. Ya estaba inaugurado otro similar, el primero en el país llamado Gran Muthu Rainbow Hotel situado en una paradisiaca isleta frente a las costas cubanas.
    Este primer hotel en el Cayo Guillermo, pasó dos años cerrados a causa de la Covid-19.
    La modalidad Omicron, ya predominante sobre Delta en Cuba, es vista como un "azote" y por ello se trata de neutralizar también con regulaciones para los viajeros que arriban, entre otras PCR con resultados negativos.
    Ello significa que, bajo la vigilancia del "Consejo Científico" se aceptan viajeros aunque no posean esquema de vacunación, pero sí deben tener PCR negativo.
    Y las autoridades, ayudadas por el Consejo Científico otorgan además a hoteles, alojamientos y localidades certificados de turismo más Higiénico y Seguro. (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en