Una tragedia en el Canal de la Mancha

"Nuevo cementerio a cielo abierto". Johnson acusa a Francia

Tragedia en Canal de la Mancha, unos 31 ahogados (foto: ANSA)
18:46, 24 novPARISRedacción ANSA

(ANSA) - PARIS, 24 NOV - Al menos 31 migrantes perdieron la vida tras el hundimiento de una embarcación improvisada que intentaba llegar desde Calais, en el norte de Francia, a Inglaterra, a través del Canal de la Mancha, convertido ahora en "un cementerio a cielo abierto, como el Mediterráneo".
    Frente a esta tragedia, el presidente francés, Emmanuel Macron, convocó a los ministros europeos proclamando que París "no permitirá que el Canal se convierta en un cementerio".
    Del mismo modo el premier francés, Jean Castex, quien calificó el hecho como "una tragedia, convocó a una reunión urgente para este jueves con los principales ministros", mientras que en la otra orilla, su homólogo Boris Johnson dijo que estaba "conmocionado, disgustado y entristecido" y volvió a cargar la responsabilidad sobre Francia, pidiéndole que "haga más" contra el aumento en el flujo de inmigrantes al Reino Unido.
    La masacre fue provocada por otro intento desesperado por realizar el sueño inglés partiendo del infierno de Calais a bordo de lo que consiguen: barcazas, balsas, incluso canoas compradas a Decathlon, la cadena de artículos deportivos obligada a sacarlos de las estanterías de la región.
    Entre los muertos, al menos 31 avistados flotando en el agua por un pescador, hay cinco mujeres y una niña.
    Es el naufragio más trágico desde que -en 2018- pasar de Francia a Gran Bretaña se convirtió en una hazaña casi suicida, con el blindaje del puerto de Calais y el Túnel del Canal de la Mancha, la ruta de escape preferida durante años para refugiados y migrantes.
    Parece que unas 50 personas iban hacinadas a bordo del barco -que partió de Dunkerque- en condiciones meteorológicas adversas, tanto por el mar como por la temperatura en torno a los cero grados.
    Macron pidió el fortalecimiento inmediato de los instrumentos de la agencia Frontex en las fronteras externas de la UE y una reunión urgente de los ministros europeos involucrados en el desafío migratorio.
    "Se hará todo lo posible para castigar a los responsables", prometió el jefe del Eliseo.
    Castex y su ministro del Interior, Gérald Darmanin, que acudieron al lugar de los hechos, definieron a los migrantes como "víctimas de delincuentes transeúntes que se aprovechan de la desesperación y la miseria".
    El primer ministro, quien dio positivo de Covid y está aislado en su casa, sigue la situación "minuto a minuto" y este jueves presidirá una reunión de crisis de sus principales ministros. Se siguen buscando cadáveres, y tres helicópteros y tres barcos de reconocimiento continuaban trabajando por la noche.
    Johnson también convocó inmediatamente a una reunión de crisis para abordar la emergencia y desalentar los cruces. Y, en un momento difícil para las relaciones entre Londres y París, no renunció a recriminar a Macron, afirmando que "tuvo dificultades para convencer a algunos socios, en particular a los franceses, de hacer todas las cosas que la situación en nuestra opinión requiere".
    Antes del desastre de hoy, el número de muertos desde principios de año era oficialmente de 3 fallecimientos y 4 desaparecidos.
    Pero la situación se estaba volviendo explosiva debido al clima que reina en los últimos meses en los campos del norte de Francia, y también alrededor de París, donde los campamentos son evacuados, pero los migrantes permanecen sin puntos de referencia en las aceras, en los cruces de las carreteras de circunvalación o pasos a desnivel.
    Mientras tanto, la Fiscalía abrió una investigación de auxilio por ingreso irregular y homicidio agravado.
    Según el prefecto de la región, Philippe Dutrieux, en 2021 cerca de 31.500 migrantes abandonaron las costas francesas rumbo a Inglaterra, 7.800 fueron rescatados.
    Una afluencia nunca antes vista, que no mostró signos de amainar incluso con la llegada del frío. Efectivamente, el 11 de noviembre se alcanzó el récord de personas desembarcadas en la costa inglesa, 1.185.
    La cifra de los primeros 10 meses, según Londres, es de 22.000 migrantes que llegaron a sus costas. (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en