Letta, en defensa de la Constitución

El PD enfrenta a la centro derecha en cierre de campaña

Enrico Letta en el escenario del PD en el cierre de campaña en Roma
Enrico Letta en el escenario del PD en el cierre de campaña en Roma (foto: ANSA)
17:37, 23 sepROMA Por Giampaolo Grassi

(ANSA) - ROMA 23 SEPT - La Piazza del Popolo de Roma estuvo inundada hoy por el Partido Democrático (PD), un contrapunto con lo visto el día anterior, con la manifestación de centro-derecha cerrada por Giorgia Meloni, la líder del Hermanos de Italia.
    En ese ámbito resonó "Bella ciao", interpretada por la orquesta y cantada por los candidatos y los militantes, y después de un "Live Is Life" disparado desde los altavoces, Enrico Letta subió al escenario atacando a la líder de Hermanos de Italia, quien en esa misma plaza, había anunciado que la centroderecha estaba dispuesta a llevar a cabo la reforma presidencial aunque sea en soledad.
    "Tomamos la decisión de defender la Constitución italiana", respondió el secretario del PD. Esa carta Magna "nació de la tesistencia y del antifascismo, no permitiremos que esa Constitución, la más bella del mundo, sea avasallada por la derecha", enfatizó Letta.
    Y luego sostuvo que "la verdadera plaza es la de esta noche" y "no la de ayer (por el acto de la centro derecha, NDR) que habló palabras intolerables sobre Covid-19, las vacunas, la ciencia y la salud".
    Italia quiere continuar 'La guerra en Piazza del Popolo', esa anticipación escenográfica de la batalla real, la del domingo en las urnas, cuando se hagan las cuentas con seriedad.
    "La nuestra es la plaza de la esperanza de Italia, que mira hacia futuro, muy diferente a la de la derecha, de Italia, la del miedo", dijo Letta." Y luego llegó la exhortación final: "Viva la UE, Italia democrática y progresista, viva el Partido Demócrata. Vamos a ganar". Así, si la centroderecha hizo desfilar a los líderes del partido, Letta lo hizo también, pues hasta los gobernadores subieron al escenario y mostraron mensajes en video de líderes internacionales de izquierda, como el el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, y el eurodiputado húngaro Clara Dobrev.
    Otra guerra de imágenes: el europeísmo del Partido Demócrata contra la cercanía de Meloni y Matteo Salvini al presidente de Hungría, Víctor Orbán. "Me criticaron por ir a Berlín -dijo Letta- Claro ellos solo van a Budapest....".
    Y completó: "Estamos aquí para enfrentar los problemas y resolverlos y lo queremos hacer con una política unida y sobre todo europea. Viva Europa, basta de esta narrativa antieuropea". En el escenario, ante él, emergía dos expresiones de ese PD que Letta ha comenzado a construir con el Ágora democrático: Roberto Esperanza y Elly Schlein.
    Sus palabras encendieron a los militantes, que mostraron un nítido anti Meloni: "Soy una mujer -dijo Schlein, vicepresidenta de Emilia Romagna- Yo amo a otra mujer, no soy madre, pero no por eso soy menos mujer. No somos vientres vivos, somos personas con sus derechos".
    Y luego sobrevino otra frase enfática: "Ser mujer no es suficiente para ayudar a los demás mujeres. Hay una gran diferencia entre el liderazgo femenino y las feministas".
    Los aplausos también rodearon al gobernador de Campania, Vicente de Luca. "Ayer hubo un extraño evento mitad psicodélico y mitad festival, había un ejemplar criado en las praderas de Padane, un fresco cónyuge de 86 años, un poco blando, chapucero, luego apareció una figura vestida de blanco, de primera comunión, fue una imagen encantadora, pero ni bien empezó a hablar el hechizo se ha desvanecido y ha aparecido Gina", bramó en referencia a Meloni. Y luego, mirando a Letta acotó: "Ofrecemos funcionarios altamente competentes, con honestidad y seriedad, capaces de hablarle a Europa".
    A pesar de sondeos y predicciones que colocan a Meloni como potencial premier, Letta sigue repitiendo: "Ningún destino ya está escrito" y antes de subir al escenario, entrevistado en la televisión, se animó, incluso a más: "Estoy dispuesto" a ser presidente del Consejo de Ministros, y "decidido a convencer el domingo a los italianos". (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en