FMI-BCE aplauden pacto con Trump

Francia frena y pide aclaraciones. Berlín aplaude freno a crisis

Jean Claud Juncker, junto a Donald Trump en la Casa Blanca.
Jean Claud Juncker, junto a Donald Trump en la Casa Blanca. (foto: EPA)
18:24, 26 julBRUSELASRedacción ANSA

(ANSA) - BRUSELAS, 26 JUL - La Unión Europea respira aliviada luego de la tregua sobre aranceles lograda con la Casa Blanca, con las bolsas que premian el acuerdo, el FMI habla de "beneficios para la economía mundial" y el Banco Central Europeo de una "buena señal".
    Pero Francia frena el entusiasmo confiando a su ministro de Economía, Bruno Le Marie, el pedido de "aclaraciones", tomando distancia y fijando algunos límites.
    Empezando por el rechazo francés a un nuevo "gran acuerdo" comercial (del tipo del TTIP) entre Estados Unidos y la Unión Europea. Porque "una buena discusión comercial puede producirse sólo sobre bases claras y no puede ser conducida bajo presión", advirtió el ministro galo.
    Palabras las de París que pueden arruinar la fiesta. La Comisión Europea se sintió interpelada y replicó de inmediato que su titular Jean-Claude "Juncker habló en el Consejo Europeo con los jefes de Estado y de gobierno y acordó con ellos sobre lo que podía decir en el encuentro de Washington". Luego un portavoz del Palacio Berlaymont precisó que "a comienzos de la semana Juncker había hablado con algunos colegas", entre ellos Angela Merkel, Emmanuel Macron, Mark Rutte y Sebastian Kurz, a cargo de la presidencia de turno de la UE.
    Por esa razón Juncker voló a Estados Unidos "en plena armonía respecto de lo convenido con los socios en el Consejo Europeo".
    Pero, más allá de la posición francesa, hoy hubo un coro de elogios. La directora general del FMI, Christine Lagarde, que dijo estar "contenta" por el acuerdo, destacando que "la economía global puede tener solo beneficios cuando los países se comprometen en resolver de modo constructivo los desacuerdos comerciales sin recurrir a medidas excepcionales".
    La vocera de la canciller Merkel expresó "satisfacción" y habló de un "encuentro constructivo".
    También mostró entusiasmo el ministro de Economía de Berlín, Peter Altmaier, que tuiteó: "Buenas noticias de Estados Unidos! Juncker y Malmstrom acordaron de modo fantástico: aranceles atrás y no adelante! Libre comercio y millones de puestos de trabajo seguros".
    Además la industria automotriz alemana recibió con beneplácito los primeros pasos entre Bruselas y Washington destacando que "esta señal de resolución del conflicto es importante y luego los avances de la semana últimas es un gran paso adelante".
    Por las mismas horas en Francfurt el director del Banco Central Europeo, Mario Draghi, hablaba de una "buena señal", que "muestra que hay de nuevo voluntad de debatir sobre el comercio en un marco multilateral".
    En tanto, el secretario del Tesoro norteamericano, Steve Mnuchin, anunció la suspensión de los aranceles sobre los autos europeos durante las tratativas por el alcance definitivo del acuerdo bilateral.
    Según Mnuchin, los aranceles sobre el aluminio y el acero serán el primer tema a debatir, y auguró una rápida resolución.
    Luego de meses de tensiones comerciales, que culminaron con la imposición de los aranceles polémicos de la parte norteamericana y el anuncio de contramedidas europeas, el miércoles llegó el acuerdo para frenar una guerra comercial.
    Ahora se trabajará para reducir las tarifas sobre los productos industriales, aumentar las exportaciones de gas licuado y soja estadounidense en Europa y alinear los estándares que regulan los equipamientos médicos. (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en