Once apoderados procesados

Por el caso de las plusvalías en el fútbol italiano

(ANSA) - REGGIO EMILIA, 08 NOV - Once representantes de futbolistas serán procesados a partir del 22 de diciembre por la justicia deportiva de la Federación Italiana de Fútbol (FIGC) en el marco de la investigación vinculada con las plusvalías y los balances falseados.
    Los delitos que se sospechan están vinculados con contratos de mandato ficticios y honorarios por negocios inexistentes, según se informó.
    La Comisión federal a cargo de los apoderados será la encargada de evaluar y juzgar caso por caso en una causa nacida de la denominada "Operación Prisma" que encabezó la justicia de Turín y que luego recayó en la de Roma por competencia tras la decisión de la Cámara de Casación.
    El caso de las plusvalías "infladas" y los balances apócrifos derivó en una sanción deportiva para Juventus, que sufrió la quita de puntos en el pasado campeonato, para su ex presidente Andrea Agnelli y para el ex vicepresidente Pavel Nedved.
    Es justamente en relación con presuntas operaciones efectuadas con el club turinés que deberán responder ante la justicia federal los once apoderados, entre los cuales Luca Ariatti, ex jugador de Fiorentina y de Reggiana que tendrá que declarar acerca de dos facturas por valor de 15 mil euros cada una emitidas por su sociedad.
    También deberán hacerlo Davide Lippi, hijo del DT de la selección "azzurra" campena del mundo en Alemania 2006, Marcello Lippi, así como tambipen Michele Fioravanti, Giuseppe Galli, Gabriele Giuffrida, Vincenzo Morabito, Silvio Pagliari, Giorgio Parretti, Luca Puccinelli, Antonio Rebesco y Tullio Tinti, muchos de ellos representantes de conocidas figuras del campeonato italiano. (ANSA).