España-Marruecos, más que un partido

Luis Enrique apuesta por España (foto: ANSA)
14:58, 05 dicDOHA Y MADRIDRedacción ANSA

   (ANSA) - DOHA y MADRID, 5 DIC - Una España que necesita refrendar su condición de candidata y un Marruecos que busca plasmar su mejor actuación en una Copa del Mundo chocarán mañana por el pase a cuartos de final en Qatar en un enfrentamiento que va más allá del fútbol.
"Será un partido entre dos vecinos que comparten varios siglos de historia y un estrecho de 14 kilómetros de agua y muchísimas cosas más", resumió el escritor marroquí Nabil Driouch, como para aplacar los ánimos.
"Nos toca compartir 90 minutos de fútbol que, tal vez, serían los 90 minutos más tensos de nuestra historia reciente”, añadió al aludir a las relaciones entre España y Marruecos, país que sigue reivindicando desde que consiguió su independencia en 1956 Ceuta y Melilla, ciudades españolas ubicada en el norte de África.
En marzo, el gobierno de Pedro Sánchez dio un giro a la política tradicional de España y aceptó el proyecto de Marruecos sobre la autonomía del Sáhara Occidental (ex colonia española considerada como un "territorio no autónomo" por la ONU), poniendo así fin a una crisis diplomática entre ambos países que se prolongó durante diez meses. El objetivo de Sánchez fue obtener de Marruecos una gestión de los flujos migratorios.
Desde que el jueves se supo que Marruecos y España disputarían los octavos de final no han cesado por parte de marroquíes en redes sociales las apelaciones históricas al encuentro, menciones a las "ocupadas" Ceuta y Melilla, y a una suerte de "revancha histórica". Mañana, "algunos verían en el partido un campo de batalla donde el balón se convierta en una arma mientras que otros lo consideran como un mero partido de fútbol en el que ganará quien juegue mejor o tenga más suerte”, apunta Driouch en un artículo titulado "Marruecos-España: Un partidazo entre vecinos".
"La relación entre los dos países es buena. Hay mucha gente de Marruecos que vive en España ye estamos felices de que sea así”, comentó al respecto el DT español Luis Enrique en la previa.
La policía española se prepara ante la posibilidad de altercados debido a los desmanes que estallaron el 27 de noviembre en Bruselas, tras la victoria de Marruecos frente a Bélgica.
En España, la policía puso en alerta a los agentes antidisturbios, con especial atención a las poblaciones con una mayor presencia de ciudadanos marroquíes (en España viven un total de 900.000), como Madrid, Cataluña, Valencia, Murcia y Andalucía.
Antes del partido, la policía ya tendrá mañana desplegado un importante dispositivo de seguridad en Madrid al celebrarse el aniversario de la proclamación de la Constitución de 1978 en el Congreso de los Diputados.
Por su parte, la Federación española de entidades religiosas islámicas (FEERI) llamó en un comunicado a la población musulmana a que la manifestación de la "alegría o tristeza" no conlleve "desórdenes públicos".
Los "Leones del Atlas" intentarán dar un nuevo golpe para superar su histórica actuación en México 86, su segunda participación tras aquel debut en suelo "azteca" en 1970 desde la cual acumulan otras cinco, incluida la de Qatar.
En aquel segundo Mundial en México, Marruecos empató con Polonia e Inglaterra y venció a Portugal, antes de despedirse en octavos frente a Alemania, a la postre finalista, por la mínima diferencia con un gol sobre la hora de Lothar Matthaews.
En ese, en cambio, empató con la subcampeona mundial Croacia (que dirimía hoy su pasaje a cuartos frente a Japón), para luego sorprender a Bélgica y cerrar como líder del Grupo F con un triunfo ante la eliminada Canadá.
España, en cambio, fue de más a menos, pues debutó con una goleada por 7-0 sobre Costa Rica en el Grupo E, empató con la hoy eliminada Alemania y cayó en el cierre en un partido que arrancó ganando y perdió con polémica frente a Japón, que avanzó a octavos como líder.
"Será un partido muy difícil", advirtió Walid Regragui, entrenador de Marruecos en la previa del duelo que se jugará desde las 15 GMT en el estadio Education City de Rayán, con capacidad para unos 45 mil aficionados, y será arbitrado por Fernando Rapallini, el argentino que dirigirá su tercer duelo en esta Copa.
"España es una de las mejores selecciones del mundo y tiene grandes ambiciones", destacó Regragui, al considerarla como "una de las grandes favoritas al título", aún cuando aseguró que "intentaremos vencerla, porque sería una sorpresa y una alegría para nuestro país".
"Nos hemos preparado bien porque conocemos mucho del fútbol español", afirmó al explicar que "siempre juega con el mismo estilo, pero eso no le impide poner en apuros a todos".
"Será un duelo tan difícil como los tres anteriores y, como les dije a mis jugadores, para nosotros se trata de la cuarta final en este Mundial y trataremos de ganarla, con nuestros valores, nuestros principios y nuestra calidad", completó el DT nacido en Francia con pasado como defensor en el fútbol de ese país.
"Marruecos es una gran selección, diría que la que llega en mejor forma a octavos en esta Copa pero estamos bien, muy motivados y convencidos de que lograremos un buen resultado", pareció responderle su colega Luis Enrique.
El entrenador español pareció apuntar a que el equipo africano no perdió ninguno de sus partidos en la fase de grupos, como sí le sucedió a España en el cierre de la primera fase ante Japón, un resultado para muchos sorpresivo, aún cuando los nipones ya habían dado cuenta de Alemania en el debut.
Para otros, en cambio, la "Furia" especuló con la posiblidad de terminar segunda en su grupo para evitar cruzarse con Croacia en octavos y eventualmente con Brasil en cuartos, pero Luis Enrique no pareció darle crédito a esas hipótesis.
"Si jugamos como sabemos hacerlo, podemos ganarle a Marruecos", afirmó al destacar que "no podemos pretender dominar durante los 90 minutos porque los rivales también juegan y a esta altura todos los equipos son difíciles. No me preocupa tanto el resultado, sino el rendimiento del equipo", aclaró.
De paso, afirmó que España mantendrá su estilo de juego y "no cambiará sólo por esos diez minutos para el olvido frente a Japón", pese a que tras aquella derrota se dijo realmente decepcionado por la actuación del equipo.
Tratando de dejar atrás ese maltrago, Luis Enrique anticipó que mañana será un partido duro y anticipó que "será una fiesta del fútbol porque jugaremos en un estadio lleno".
"Habrá unos 5 mil españoles alentándonos y ese será un condimento más para ir en busca de nuestro objetivo", completó el entrenador ibérico, al recordar que el objetivo de sus dirigidos fue y sigue siendo "disputar siete partidos" en esta Copa.
El ganador de España-Marruecos jugará el sábado frente al vencedor del duelo entre Portugal, que cerró como líder del Grupo H y Suiza, que lo hizo como escolta de Brasil en el G, partido que completará los cuadros de octavos de final.
- Probables formaciones:
ESPAÑA: Unai Simón; César Azpilicueta, Rodri, Aymeric Laporte, Jordi Alba; Sergio Busquets, Gavi, Pedri; Ferrán Torres, Dani Olmo y Marco Asensio. DT: Luis Enrique
MARRUECOS: Yassine Bounou; Achraf Hakimi, Nayef Aguerd, Romain SaIss, Noussair Mazraoui; Azzedine Ounahi, Sofyan Amrabat, Abdelhamid Sabiri; Hakim Ziyech, Youssef En Nesyri y Sofiane Boufal. DT: Walid Regragui.

   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en