El "otro" scudetto

Salernitana va en busca de un nuevo milagro (foto: ANSA)
18:49, 13 maySALERNORedacción ANSA

    (ANSA) - SALERNO, 13 MAY- Mientras Milan e Inter se preparan para sus últimos duelos en el mano a mano que sostienen por el "scudetto", otros juegan un campeonato aparte: el de la salvación.
    En esa lucha está Salernitana, que salió de zona de descenso y alimenta su esperanza de seguir en primera.
    El equipo de Salerno visitará al siempre complicado Empoli en el arranque de la penúltima fecha que podría decretar el descenso anticipado de Vicenza, rival de Roma en el Estadio Olímpico también el sábado.
    Con 30 puntos, Salernitana aún no está a salvo y no lo estará aunque sumase de a tres en el estadio Carlo Castellani, aunque de lograr un triunfo condenaría matemáticamente a Venezia, que tiene 25 y no podría darle alcance ni siquiera derrotando a Roma.
    Salernitana sí lograría asegurar la permanencia en caso de un triunfo propio siempre que Cagliari no sume puntos de local frente a Inter el domingo y si Genoa no derrota a Napoli como visitante ese mismo día.
    "No hay partidos fáciles", advierte Davide Nicola, un técnico especialista en salvar equipos del descenso.
    Ya lo hizo con Crotone, Torino y Genoa y espera repetir con Salernitana, que impulsada por una racha de cuatro triunfos (frente a Roma, Sampdoria, Fiorentina y Venezia) y dos empates (ante Atalanta y Cagliari) logró ver la luz al final del túnel.
    "Nos entrenamos pensando en cada detalle y todos están motivados y ansiosos de hacer un gran partido", agregó al advertir que "Empoli es un rival que juega bien e hizo un gran trabajo al mando de Aurelio Andreazzoli".
    "Tenemos que creer en nosotros mismos y perseverar con serenidad", completó Nicola al reconocer la presión que soporta frente a tamaña responsabilidad.
    "La presión es un privilegio y me hace sentir vivo. Es una motivación. Los entrenadores debemos convivir con esto", aclaró.
    "Tenemos la suerte de contar con el respaldo de nuestros fanáticos", dijo al apuntar a los cerca de 6 mil que acompañarán al equipo mañana.
    "Los hinchas de Salerno son famosos en toda Italia por como alientan", destacó.
    Con la ilusión a cuestas, Salernitana viaja a Empoli buscando dar otro paso con el argentino Federico Fazio como estandarte en defensa, el brasileño Ederson en el mediocampo y Simone Verdi y el gigante bosnio Milan Djuric como cartas de triunfo en la ofensiva.
    No será de la partida el delantero francés Franck Ribery, suspendido, en tanto que el argentino Diego Perotti estará en el banco de suplentes.
    Empoli, de andar irregular en el torneo, viene de darle un susto a Inter en Milán en un partido en el estuvo dos goles arriba y terminó cayendo por 4-2.
    Davide Massa será el árbitro del duelo del que seguramente estará pendiente Venezia, que al mando de Andrea Soncin (reemplazante de Paolo Zanetti) necesita de un "milagro", pero aún mantiene una ilusión tras el agónico triunfo de local por 4-3 frente a Bologna en la fecha anterior.
    La misión se anuncia casi imposible para Venezia, pues visitará en el Olímpico a la Roma del portugués José Mourinho que necesita ganar para mantenerse en puestos de clasificación a la próxima Europa League, mientras palpita la primera final de la Conference League del 25 de mayo frente a Feyenoord en Tirana.
    El "giallorosso" marcha sexto con 59 puntos, los mismos que Fiorentina y que Atalanta (rivales de Sampdoria el lunes y de Milan el domingo), razón por la cual no puede relajarse si quiere seguir en carrera por ese objetivo.
    En la previa del duelo con Venezia, Mourinho pareció más enfocado en su disputa con los árbitros y en intentar ver una "mano negra" que podría atentar contra las aspiraciones de su Roma.
    "Me parece que hay algunos interesados en que terminemos octavos, con la esperanza de que ganemos la final de la Conference League para que sean ocho los equipos italianos en las próximas Copas europeas", dijo al resumir sus sospechas.
    Al referirse a la derrota por 2-0 en el partido que cerró la trigésimo sexta fecha, el "Special One" destacó que "si bien Fiorentina jugó mejor, estamos un poco cansados de los árbitros y del VAR".
    "Después reconocen que se equivocan, son sancionados, pero dónde van a parar los puntos que perdemos", se preguntó en la previa del último partido del campeonato de la Roma en un Olímpico que se anticipa colmado.
    "Queremos agradecerle a los aficionados por su apoyo y su cariño y debemos hacerlo en la cancha, ganándole a Venezia, que se juega la permanencia", aseguró.
    A cargo del partido estará Simone Sozza, considerado como uno de los mejores árbitros de la actualidad y sobre el cual estará posada la mirada de Mourinho Otro partido de la jornada lo animarán Hellas Verona y Torino, que sin chances ya de pelear por acceder a una Copa europea intentan cerrar del mejor modo la temporada.
    Para el croata Ivan Juric será especial pues entrenó al equipo de Verona al que enfrentará ahora como técnico del "granate".
    "Estoy feliz de estar aquí y satisfecho por lo que hicimos en esta temporada", comentó al recordar su paso por Hellas, donde -dijo- "fue lindo construir todo lo que construimos, pero sentía que debía dejarlo".
    Será su primera visita como "enemigo" al Marcantoni Bentegodi previo a la cual Juric asegura que "el club hizo bien en sumar jugadores de nivel para armar una base sólida, como lo estamos haciendo nosotros en Torino".
    El de mañana puede ser uno de los últimos partidos del capitán Andrea Belotti con la casaca "granate", aunque Juric aclaró: "En los próximo días sabremos cuál será su decisión".
    No será de la partida el brasileño Gleison Bremer, quien dejará el club al final de la temporada y tampoco estará frente a Napoli en la última fecha porque "tiene un problema en el tobillo", explicó el DT.
    Sí se anuncia como titular en Verona el artillero argentino Giovanni Simeone, que intentará extender su cosecha de 16 goles en el campeonato.
    También buscan cerrar del mejor modo Udinese y Spezia, equipo este último que con 33 puntos todavía no está a salvo del descenso al igual que Sampdoria, ambos por encima de Salernitana.
    "Tenemos una gran responsabilidad porque representamos al club y a Friuli y con esa mentalidad debemos jugar mañana", advierte Gabriele Cioffi, DT de un Udinese que reconoce que "Spezia (equipo en el que militó como futbolista) jugará con la necesidad de ganar y tiene una identidad al mando de (el ítalo-brasileño) Thiago Motta".
    En el local se anuncia como titulares a los argentinos Nehuén Pérez, Nahuel Molina y Roberto Pereyra y como suplente a Ignacio Pussetto. (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en