"Adonde estén, el virus llegará"

Dura advertencia del alcalde de Los Angeles, Eric Garceti

16:25, 27 marNUEVA YORKRedacción ANSA
(ANSA) - NUEVA YORK, 27 MAR - "No importa adonde estén, esto llegará", advirtió el alcalde de Los Angeles Eric Garcetti sobre el alcance que tendrá la pandemia del coronavirus en California y en el resto de Estados Unidos.
    Garcetti fue más allá y aseguró que "todo el mundo es 'la peor ciudad' en este momento", por lo que pidió que "tomen todas las medidas que puedan para asegurarse de que la gente esté en casa".
    Sólo el Estado de California reportó 4.040 casos y 83 muertos, el número más alto detrás de los estados más afectados del país, que son Nueva York, Nueva Jersey y Washington. "No son números. Son vecinos. No son estadísticas", dijo Garcetti. "Estos son los seres queridos que están en nuestras familias y nuestras comunidades y nuestros lugares de trabajo".
    La mayoría de las muertes del Estado corresponden al condado de Los Ángeles, que ha reportado más de 1.600 casos. La ciudad de las estrellas registró un gran salto en los casos casi de la noche a la mañana, con un aumento de más del 50% en un sólo día, según el alcalde.
    Si esa tasa de casos continúa, en seis días tendrán el mismo número de casos que la ciudad de Nueva York, advirtió el alcalde.
    Hoy Nueva York tiene casi 40.000 casos y 433 víctimas fatales.
    "Un periodista me preguntó si Los Ángeles hoy es el próximo Nueva York", señaló Garcetti. "Y le dije con seguridad de la misma manera que Nueva York es ahora la próxima Italia, e Italia era la próxima Irán e Irán era la próxima China, y no importa dónde vivan, serás el próximo".
    En el norte de California, la alcaldesa de San Francisco, London Breed, tuvo palabras similares para los residentes de la ciudad del Golden Gate.
    Breed advirtió que si la gente no hacía caso a las órdenes de confinamiento, la ciudad podría ver un aumento en los casos de coronavirus, similar al de Nueva York.
    "Si las personas que están en las calles continúan reuniéndose entre sí, continúan interactuando entre sí, lo que aumenta la propagación de este virus, no tendremos suficientes camas, suficientes unidades de cuidados intensivos, suficientes respiradores para apoyar a las personas que sabemos que los necesitarán", agregó Breed.
    El alcalde de la ciudad de Nueva York, Bill de Blasio, dijo en reiteradas ocasiones que las vidas en su propia ciudad pueden perderse debido a la falta de suministros médicos, como respiradores.
    Breed estimó que San Francisco necesitaría al menos 1.500 respiradores más y 5.000 camas de hospital más para mantenerse al día con el aumento en el número de pacientes.
    El doctor Grant Colfax, director de Salud Pública de San Francisco, se hizo eco de esas preocupaciones, destacando que esa era la razón por la cual era tan importante que los residentes se quedaran en casa.
    "Es plausible que a pesar de todos estos esfuerzos podríamos tener un escenario similar al que se está desarrollando en Nueva York hoy mismo", señaló. "Si eso sucede, nuestra capacidad, nuestra capacidad de aumento será superada con creces". (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en