Bérgamo, otra vez una procesión de ataúdes

Los médicos de Brescia imploran, "cierren todo"

Procesión de camiones militares con féretros en Bérgamo
Procesión de camiones militares con féretros en Bérgamo (foto: ANSA)
19:12, 21 marMILANPor Gioia Giudici

(ANSA) - MILAN, 21 MAR - La nueva procesión, desgarradora, de ataúdes en vehículos del Ejército; fotos de padres y abuelos fallecidos, sin siquiera el consuelo de una despedida que llenan las redes sociales, esa es la oscura y dramática postal de Bérgamo, Italia.
    Además de los dramáticos testimonios de los doctores en primera línea en la lucha contra la epidemia y también los números oprimentes, que no disminuyen, y que, a su vez, no son suficientes para entender la gravedad de lo que está sucediendo en Bérgamo, donde, según los alcaldes, toda una generación se va.
    Y los datos de hoy no dan tregua. Sigue siendo la provincia más golpeada, con 5.869 contagiados, 715 más que ayer, seguidos de Brescia, donde los covid-19 positivos que son 5.028, un crecimiento de 380.
    La sensación de que no hay tiempo para medias tintas se comparte en ambas provincias. "Ha llegado el momento de detenerse, pero de verdad.
    Confiamos en ustedes". Ese es el llamado de 243 alcaldes de los municipios de Bérgamo, comenzando por Giorgio Gori, enviado al primer ministro Giuseppe Conte, y al gobernador lombardo, Attilio Fontana.
    En Brescia, entretanto, son los médicos los que piden medidas más rígidas.
    "Las terapias intensivas de Lombardía no tienen más lugares.
    Mi apelación es ñas instituciones es: cierren todo. No se puede continuar con la circulación de personas", dijo Sergio Cattaneo, jefe de cardio-reanimación de los Hospitales Civiles. En línea similar se manifestó Paolo Terragnoli, titular de urgencias de la Clínica Poliambulanza. "Aumentan cada vez más los jóvenes contagiados. Finalizó el momento de salir, es necesario permanecer en casa y debe estar todo cerrado", remarcó. Por ahora, en Brescia, según el prefecto Attilio Visconti, "la gestión de tantos muertos no es crítica", pues gracias al acuerdo con la diócesis se "está permitiendo llevar los cadáveres en las iglesias de los regiones".
    "De momento, no hay necesidad de intervención del Ejército", añadió.
    En Bérgamo, sin embargo, alrededor de setenta ataúdes esta mañana fueron cargados en camiones del Ejército para ser trasladados a otras áreas del norte, en particular a Emilia Romania, para la cremación.
    Una nueva, dramática procesión, después de aquella del 18 de marzo, documentada en fotografías impactantes.
    Quien recibió los cadáveres, en el cementerio de Ferrara, fue el alcalde Alan Fabbri: "es desgarrador de verdad -dijo, al compartir el vidoe de la llegada-, imágenes que no olvidaremos fácilmente".
    Pero no bastan los datos oficiales para entender qué está sucediendo en las zonas más golpeadas, por ejemplo, en la localidad de Zogno, con 8.800 habitantes, desde el 22 de febrero se registraron 78 muertos.
    Pero, de ellos, sólo 20 estaban oficialmente enfermos de covid-19.
    "Tengo más de 100 pacientes que tienen síntomas de coronavirus a quienes no se les hizo una muestra", dijo el médico de la familia de la localidad de Alzano Lombardo, Maximiliano Bellisario, al contar el drama de estos días.
    "Estamos viendo morir a nuestros pacientes, vemos el sufrimiento de los familiares que saludaron a sus parientes sobre la ambulancia y no volvieron a verlos más", completó.
    (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en