19 países de la UE reconocen a Guaidó

Italia no lo hace y vuelve a bloquear comunicado conjunto

18:22, 04 febMADRIDRedacción ANSA
(ANSA) - MADRID, 4 FEB - Las principales potencias europeas, entre ellas Reino Unido, Francia y Alemania, hasta un total de 19 países, pero no Italia, que bloqueó un comunicado conjunto de la Unión Europea (UE), legitimaron hoy a Juan Guaidó para convocar a unas elecciones presidenciales en el menor tiempo posible. En una declaración reconocieron a Guaidó como "presidente encargado de Venezuela" con el objetivo de que "convoque elecciones presidenciales, libres, justas y democráticas".
    El gobierno de Nicolás Maduro respondió a los países que reconocieron a Guaidó y dijo que "revisará integralmente" sus relaciones con ellos hasta que lleven a cabo "una rectificación que descarte su respaldo a los planes golpistas y las reencauce hacia el respeto intrínseco del derecho institucional". La declaración fue firmada por España, Portugal, Alemania, Reino Unido, Dinamarca, Países Bajos, Francia, Hungría, Austria, Finlandia, Bélgica, Luxemburgo, República Checa, Letonia, Lituana, Estonia, Polonia, Suecia y Croacia.
    No se sumaron nueve países de la UE -Italia, Grecia, Noruega, Rumania, Bulgaria, Chipre, Eslovaquia, Malta y Eslovenia- ni tampoco el Vaticano en el reconocimiento de Guaidó.
    Italia bloqueó por segunda vez en pocos días un comunicado conjunto de los 28 países de la UE. De nada sirvió el llamado del presidente italiano, Sergio Mattarella, quien dijo que "no puede haber dudas al elegir entre la voluntad popular y la petición de auténtica democracia, por un lado, y la violencia de la fuerza, por otro". Mattarella llamó a que el gobierno italiano, formado por la ultraderechista Liga de Matteo Salvini y el antisistema Movimiento Cinco Estrellas de Luigi di Maio, adopte una postura oficial.
    La oposición italiana pidió la comparecencia del canciller, Enzo Moavero Milanesi, en el parlamento para aclarar la posición italiana. "Italia apoya la decisión del pueblo venezolano de alcanzar en los tiempos rápidos para nuevas elecciones presidenciales libres y transparentes, a través de un camino pacífico y democrático, en el respeto del principio de la autodeterminación", afirmó una nota de la presidencia del Consejo.
    En la misiva explica que Italia "participará activamente en los trabajo del grupo de Contacto Internacional".
    "Es urgente intervenir rápidamente para aliviar el sufrimiento material de la población y para permitir el inmediato acceso a las ayudas humanitarias. Además garantizar la seguridad de los ciudadanos absteniéndose de toda forma de violencia y garantizar la libera y pacífica manifestación de disenso y de protesta, sin ninguna forma de coerción", añadió.
    El Papa Francisco, a quien Maduro pidió ayuda, ya dijo por su parte que "sería una imprudencia pastoral y haría daño" ponerse de una parte o de otra.
    La canciller noruega, Eriksen Soreide, argumentó que su país "tiene como tradición reconocer a Estados, no a gobiernos".
    "En mi opinión, Bulgaria debería abstenerse de apoyar la posición europea propuesta sobre los acontecimientos en Venezuela, dijo el presidente de Bulgaria, Rumen Radev.
    "Aquello que viene sucediendo en Venezuela suscita temores, se entrevé un riesgo real de una escalada de tensión y de violencia", añadió.
    Según Radev, "en este contexto es particularmente importante entablar un diálogo entre el gobierno y la oposición" en Venezuela para una solución pacífica a la crisis política.
    "Estoy convencido de que la violación del derecho internacional en ningún caso puede conducir a resultados positivos. Debemos aprender la lección de que el ultimátum cada vez bloquea las posibilidades de iniciar negociaciones", agregó el presidente búlgaro.
    Entre los que reconocieron a Guaidó, la canciller alemana, Angela Merkel, dijo de él en rueda de prensa que "es la persona con quien estamos hablando y quien esperamos que inicie un proceso electoral lo antes posible". El canciller francés, Jean-Yves Le Drian, declaró que "parece claro para todo el mundo, incluidos los europeos, que hay que salir de esta crisis con una elección que sea completamente legítima".
    El canciller británico, Jeremy Hunt, deseó que el reconocimiento de Guaidó permita acercarse "a poner fin a la crisis humanitaria". El reconocimiento de estos países europeos no gustó a Rusia, que lo consideró "una injerencia en asuntos internos".
    El canciller ruso, Serghei Lavrov, aseveró que la declaración del presidente estadounidense, Donald Trump, en la que no excluye el uso de la fuerza en Venezuela, "mina todos los principios de base del derecho internacional". (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en