Human Rights Watch duda sobre salud de Fujimori

El expresidente de Perú Alberto Fujimori indultado por actual mandatario Pablo Kuczynski (foto: EPA)
20:40, 31 dicSANTIAGO DE CHILERedacción ANSA

   (ANSA) - SANTIAGO DE CHILE, 31 DIC - El director ejecutivo para las Américas de Human Wright Watch, el chileno José Miguel Vivanco, puso en duda el estado de salud real del ex presidente Alberto Fujimori, razón por la cual fue indultado por el actual mandatario del Perú, Pedro Pablo Kuczynski.
    Vivanco, quien ya había cuestionado la medida de gracia dispuesta la noche del 24 de diciembre, puso el acento ahora en las visitas que recibió en la cárcel el ex dictador los días previos a que se discutiera la destitución de PPK de la que se salvó gracias a la abstención de diputados fujimorista.
    "Curioso" es como Vivanco califica el indulto, según escribió en su cuenta de Twitter, que ya tiene más de 190 retuits y 200 "me gusta", además de diversas respuestas de otros usuarios. Basado en una publicación de una agencia de noticias, el activista de los derechos humanos señaló que "el día anterior al voto y durante las horas del debate (en el Congreso), Fujimori recibió visitas en la prisión o habló por teléfono con al menos siete de los 10 congresistas que rompieron el pacto del partido en favor de mantener a Kuczynski en el poder". Vivanco reforzó así su apreciación de la misma noche del indulto cuando escribió: "en lugar de reafirmar que en un estado de derecho no cabe un trato especial a nadie, quedará para siempre la idea que su liberación fue una vulgar negociación política a cambio de la permanencia de Pedro Pablo Kuczynski en el poder". Mucho más fuerte fue la posición que tomó el Premio Nobel de Literatura, Mario Vargas Llosa, quien en una columna publicada en el diario español El País, bajo el título "La traición de Kuczynski, afirmó que el mandatario "se ha convertido en cómplice y rehén" del fujimorismo y "en adelante deberá servirlo o le seguirán tumbando ministros, o lo defenestarán".
    El novelista afirmó que "quienes en las últimas elecciones presidenciales votamos por Kuczynski creyéndole que en su mandato no habría indulto para el dictador que asoló el Perú, cometiendo crímenes terribles contra los derechos humanos y robando a mansalva, hemos contribuido sin saberlo ni quererlo a llevar otra vez al poder a Fujimori y a sus huestes". El autor de "Conversaciones en la Catedral" postuló que "la traición de Kuczynski permitirá que el fujimorismo se convierta en el verdadero gobierno del país y haga de nuevo de las suyas, a menos que la división de los hermanos, los partidarios de Keiko y los de Kenji (este último, preferido por el padre) se mantenga y se agrave. ¿Serán tan tontos para perseverar en esta rivalidad ahora que están en condiciones de recuperar el poder?".
    Pudiera ser, dice Vargas Llosa pero cree que lo más peligroso es que "estando Fujimori suelto para ejercer el liderazgo (apenas se anunció su indulto, su salud mejoró) se unan".
    Y así, pueda ahondarse "el proyecto fujimorista para defenestrar a los fiscales y jueces, ya insinuada por Odebrecht, de que Keiko Fujimori recibió dinero de la celebérrima organización para sus campañas electorales. Recordemos que el avasallamiento del Poder Judicial fue una de las primeras medidas de Fujimori cuando dio el golpe de Estado en 1992".
    El escritor termina preguntándose: "Luego de este descalabro democrático, ¿en qué condiciones llegará el Perú a las elecciones de 2021?". (ANSA)

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en