Aprueba controvertida ley de seguridad para Hong Kong

Se teme fin delmodelo "un país, dos sistemas"

Protestas prodemocráticas en Hong Kong
Protestas prodemocráticas en Hong Kong (foto: ANSA)
13:23, 30 junPEKINRedacción ANSA

(ANSA) - PEKIN, 30 JUN - El Parlamento chino aprobó hoy la controvertida ley de seguridad nacional con la que Pekín se atribuye nuevos poderes sobre Hong Kong, temida como una amenaza a las libertades de protesta y expresión.
    La agencia Xinhua informó hoy que la ley fue agregada a la lista de leyes del anexo III de la Basic Law (Ley Fundamental), la Constitución de la excolonia británica. La oficina para asuntos de Hong Kong y Macao del gobierno central resaltó que la medida es una "piedra angular" del modelo "un país, dos sistemas" y será "una espada afilada sobre las cabezas de quienes ponen en peligro la seguridad nacional".
    Por su parte, el presidente del Comité Permanente del Congreso Nacional del Pueblo, Li Zhanshu, sostuvo que la norma aprobada hoy le permitió a China disponer de esfuerzos "resueltos y efectivos para salvaguardar la seguridad nacional, el orden constitucional y el respeto del estado de derecho". Enfatizó la vigencia del modelo "un país, dos sistemas" que, sin embargo, debe ser "guiado en la dirección adecuada". La medida "marca el fin del Hong Kong que el mundo conocía.
    Con poderes aniquilados y una ley indefinida, la ciudad se convertirá en un estado de policía secreta", escribió hoy en Twitter el activista pro-democracia Joshua Wong.
    Wong, junto a figuras prominentes como Nathan Law, Jeffrey Ngo y Agnes Chow, renunciaron a Demosisto, el partido político que aboga por la autodeterminación de Hong Kong y que comenzó a ser apuntado por sus campañas en favor del sufragio universal y la solicitud de sanciones contra el abuso de derechos de China. Estados Unidos condenó la medida y, el lunes, el secretario de Comercio, Wilbur Ross, anunció que se daba por suspendido el tratamiento especial que tenía Hong Kong sobre China. La gobernadora de Hong Kong, Carrie Lam, dijo hoy en conferencia de prensa que "si hubiera sanciones de Estados Unidos se tomarán las medidas recíprocas necesarias".
    Por su parte, el premier británico, Boris Johnson, confirmó la reacción, inquieta, pero por ahora prudente, del Reino Unido a la nueva legislación impuesta por China. "Naturalmente, estamos profundamente alarmados", dijo hoy Johnson en Dudley y se comprometió a "verificar" si el texto "está en conflicto con la declaración conjunta" firmada con Pekín al momento de la restitución de la excolonia británica. El premier británico tampoco excluyó reacciones que anunciará "en el momento oportuno".
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en