Violencia post electoral, diez muertos

Victoria de presidente Uhuru Kenyatta. "Fraude", clama oposición

Tras las elecciones, violencia en las calles de Kenia. (foto: ANSA)
17:40, 12 agoNAIROBIRedacción ANSA

   (ANSA) - NAIROBI, 12 AGO - Finalmente lo que se temía emergió y al menos 10 personas, entre ellas una pequeña de 9 años, murieron en Nairobi, capital de Kenia, en una oleada de violencia desatada tras las elecciones presidenciales en ese país africano.
    Ayer fue proclamada la victoria electoral de Uhuru Kenyatta, quien se mantendrá al frente del Ejecutivo nacional, pero la oposición denunció fraude y calificó de "farsa" a los comicios.
    Según la prensa local, nueve jóvenes fueron asesinados por la policía en Kisumu, el bastión del candidato derrotado, Raila Odinga. Allí mismo pereció la pequeña, alcanzada presuntamente por balas de los uniformados La policía de Kenia se defiende argumentando que las muertes se deben conectar a los incidentes de saqueo. Los cuerpos, señalan los medios de comunicación, fueron llevados a la morgue.
    Varios de los heridos se encuentran en el hospital de Kisumu, donde están hospitalizadas cuatro personas con heridas de bala y al menos otras seis con lesiones causadas por feroces golpes.
    Los testigos, citados por la prensa local, afirman que los agentes de policía llevaron a cabo violentas irrupciones en las viviendas.
    La televisión mostró a policías antidisturbios que utilizaban cañones de agua en el barrio de Kibera, cerca de Nairobi, otro territorio que votó abrumadoramente a favor de Odinga. Las protestas proseguían este sábado en diferentes puntos del país y generaban duras represiones de los uniformados. En Kisumu la Policía, bloqueó el acceso al centro de la ciudad y en el suburbio de Kibera, en la capital, las fuerzas de seguridad lanzaban gases lacrimógenos contra manifestantes y periodistas, a quienes impiden acercarse a las protestas, narró la TV. La Comisión Electoral de Kenia dio por ganador de las sextas elecciones nacionales al presidente saliente, Uhuru Kenyatta, líder de la Alianza Jubilee, con un 54% de los votos.
    La misión de observación internacional liderada por el ex Secretario de Estado americano John Kerry ha dado por válidos los resultados, así como las misiones de la Unión Europea (UE) y la Unión Africana (UA), aunque la oposición insiste con que hubo "fraude" y que el escrutinio fue "una farsa". Los partidarios de Kenyatta salieron a las calles a celebrar su triunfo, pero los adherentes al perdedor Odianga protestan en manifestaciones, cargadas de desbordes y celosamente custodiadas por policías y militares.
    En las últimas tres elecciones en Kenia se han desatado enfrentamientos entre los dos grupos étnicos mayoritarios, kikuyu y lúo, y de éstos con las fuerzas de seguridad. Desde que Kenia abrazó el sistema democrático multipartidista en 1992 únicamente en una ocasión el perdedor ha aceptado los resultados, eso ocurrió en 2002.
    Odinga se presentó por cuarta vez a unas elecciones presidenciales. En todas salió derrotado. En 2007, impugnó los resultados y alegó fraude, lo que derivó en los peores enfrentamientos postelectorales del país africano hasta la fecha con más de mil muertes. (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en