Restituyen libros de judíos de Roma

Protocolo entre la comunidad y los carabineros

Vuelven libros de judíos de Roma
Vuelven libros de judíos de Roma (foto: ANSA)
23:03, 24 junROMARedacción ANSA

(ANSA) - ROMA, 24 JUN - En octubre de 1943, unos días antes de que se produjera una redada en el gueto, dos oficiales de la unidad especial nazi "Rosenberg" robaron más de siete mil volúmenes del biblioteca del colegio rabínico y de la comunidad judía de Roma.
    Debían ser parte del "archivo" imaginado por Hitler para hacer un seguimiento de las personas que quería exterminar.
    A partir de ahora existe el compromiso de los Carabineros del Comando de Protección del Patrimonio Cultural para restituir este extraordinario tesoro desaparecido desde hace más de 70 años.
    El cuerpo firmó un protocolo de entendimiento con la comunidad romana para la recuperación de los bienes robados a los judíos de la capital italiana durante la guerra.
    Esta mañana, en ocasión de una ceremonia en el Templo Mayor, con la presencia del comandante general de los Carabineros, Giovanni Nistri, y la subsecretaria de ministerio Bienes Culturales Anna Laura Orrico, 19 libros de religiosos, impresos entre 1723 y 1942 y robados a los judíos romanos, volvieron a casa.
    "Tocarlos -dijo la presidenta de la comunidad, Ruth Dureghello- e imaginar quién los había tocado antes que yo, familias que a menudo ni siquiera volvieron a casa, me da una emoción muy fuerte. Así continúa el camino de restitución de dignidad, recuperación de la memoria y de la historia de este país", dijo. Ahora, gracias al protocolo, los académicos de la comunidad y los Carabineros trabajarán codo a codo, y también se creó un grupo de trabajo dedicado al mismo objetivo en el seno del Comité del ministerio para la recuperación y restitución de los bienes culturales.
    "Estoy orgullosa -dijo Orrico-, esta iniciativa es un gesto importante que remarca nuestro vínculo continuo con la Comunidad".
    Los 19 volúmenes restituidos hoy tienen una historia dentro de la historia: fueron recuperados por el agente secreto Rodolfo Siviero, il "monument man" italiano que, entre Alemania e Italia, buscaba el patrimonio cultural.
    "A partir de ahí -explicó el general Roberto Riccardi- pasaron a los archivos de los ministerios de Educación y luego del Patrimonio Cultural. Si son encontrados los descendientes directos de los propietarios, entonces se les devolverán".
    "Hay mucho material para investigar junto con 7.005 volúmenes de Roma -dijo nuevamente - que hemos insertado en nuestras bases de datos.
    "Dos 'piezas' en particular, robadas a los judíos de Livorno, están en la mira de los Carabineros: la pintura 'Le gabbrigiane' de Angiolo Tommasi, amigo de Giacomo Puccini - añadió el general Riccardi - y una 'cabeza' que sería atribuida a Leonardo". La firma del protocolo de hoy, para el comandante Nistri, es parte de la relación entre los Carabineros y la comunidad judía.
    "El 7 de octubre de 1943 -recordó- 2.500 carabineros fueron capturados y luego internados en los campos, de los cuales regresaron 700. Los nazis sabían que se hubieran opuesto al 16 de octubre", cuando 1.023 judíos romanos fueron deportados a campos de concentración. "La parte más sagrada de una sinagoga es un armario con rollos de pergamino en el que está escrita la Torá - recordó el rabino jefe de Roma Riccardo Di Segni.
    "La tradición rabínica dice que las letras de la Torá corresponden al número de judíos que salieron de Egipto. Cada párrafo de la Torá es un ser humano" (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en