México. el país de los salarios "caídos"

OIT sobre Latinoamérica. Uruguay y Argentina, donde más crecen

Salarios en México, los más castigados de América Latina, según la OIT. Los que menos se incrementan
Salarios en México, los más castigados de América Latina, según la OIT. Los que menos se incrementan (foto: Ansa)
17:05, 19 dicCIUDAD DE MEXICORedacción ANSA

   (ANSA) - CIUDAD DE MEXICO, 19 DIC - México es uno de los países con los salarios más castigados de Latinoamérica pero también donde crecen lentamente, seguido de El Salvador y Honduras, mientras que Uruguay y Argentina son las naciones en las que más aumentan.
    Así lo establece un informe de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) que analiza las condiciones salariales de los países latinoamericanos durante una década (2005-2015) y que arroja conclusiones reveladoras.
    México se ubica en el primer lugar en el ranking de los países que tuvieron las peores evoluciones de los salarios reales en este período, de acuerdo con el Panorama Laboral 2017, con menos 12%.
    El reporte señaló que El Salvador se colocó en segundo sitio con menos 11% y Honduras con menos 6%.
    Las tres naciones se ubican entre las que presentaron mayor contracción en los salarios promedios reales por mes.
    En cambio, Uruguay y Argentina se colocaron en los primeros sitios de los países con mejor evolución de los ingresos salariales, con 54 y 45% de aumento en el período, seguidos de Chile y Brasil con 36%.
    El cuadro resulta inexplicable en el caso de México, por cuanto es una de las dos grandes economías de América Latina, junto con Brasil, mientras que en el caso de las naciones centroamericanas podría resultar hasta cierto punto lógico, desde la óptica de los entendidos, debido a que son naciones pobres.
    El estudio de la OIT también analiza los salarios mínimos en la región y señala que el nivel real de estos se incrementó 42% en la década de referencia, lo que representa un 3,6% real al año.
    En Cambio en América Central y México el aumento fue de 3%, mientras que en los países andinos de 4% y en el Cono Sur de 3,8%.
    Según la OIT, México no pudo aplicar ajustes importantes porque los salarios mínimos hasta hace poco estaban indexados a precios, tasas hipotecarias y tarifas gubernamentales, lo que significó un freno para su evolución.
    Los salarios mínimos en México aumentaron por primera vez a partir del pasado 1 de diciembre en 10%, una proporción mayor a la registrada en los últimos años, pero se estima que se debió a la fuerte presión de los sindicatos de Estados Unidos y Canadá en el marco de la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).
    Estados Unidos y Canadá suelen acusar a México de "robo de empleos" debido a los bajos estipendios que se pagan a los trabajadores que hace de este país un "paraíso" para la instalación de plantas fabriles que reducen sus costos dramáticamente debido a la mano de obra barata.
    En las semanas previas a la medida, los sindicatos canadienses iniciaron una fuerte campaña contra México por usar el tema de los salarios para cortejar a los inversionistas, dejando en completa desventaja a sus socios del acuerdo, vigente desde enero de 1994 y que ha triplicado el comercio regional. El 13 de octubre pasado, el propio primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, llegó a México a presionar al gobierno mexicano para mejorar sus estipendios y las condiciones laborales vigentes.
    No obstante, el aumento de los salarios mínimos en México, que ascienden a unos 130 dólares mensuales en promedio, fue juzgado todavía insuficiente para resarcir la caída en el poder adquisitivo de los trabajadores, en la opinión de los expertos y de los sindicatos.
    El presidente Enrique Peña se jactó hace unos días de que bajo su gestión, que concluirá dentro de un año, el salario mínimo "ha tenido una recuperación que no se había dado en 30 años".
    "Con este aumento, en los últimos cinco años, el salario mínimo ha tenido una recuperación de 20% en términos reales, esto es, 45% en términos nominales", señaló Peña, lo que no había ocurrido desde los años 80.
    La organización civil Acción Ciudadana Frente a la Pobreza, señaló que el sueldo debió haberse elevado a por lo menos 95,25 pesos (cerca de cinco dólares diarios) para poder colocarse "por arriba del costo de la canasta básica alimentaria para una persona".
    "El salario mínimo no puede ubicarse por debajo del umbral" de la pobreza, afirmó la coalición civil. (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en