Piden renuncias y Ancelotti DT

Carlo Ancelotti
Carlo Ancelotti (foto: ANSA)
11:36, 14 novROMARedacción ANSA

(ANSA) - ROMA, 14 NOV - Carlo Tavecchio "debería renunciar" el miércoles como presidente federativo, en tanto Carlo Ancelotti domina todas las encuestas para ser el nuevo DT, en una Italia shockeada porque la selección no irá al Mundial. "Hablé con Tavecchio y me dijo que mañana es la reunión. Si yo fuese él, renunciaría", afirmó Giovanni Malagó, presidente del Comité Olímpico Italiano (CONI) sobre su par de la Federación Italiana de Fútbol (FIGC). "La desilusión humana es clamorosa, hay una gran amargura", dijo Malagó, aunque admitió que la FIGC no atraviesa una de las tres causales para que Tavecchio renuncie, pues funcionan la justicia deportiva y el campeonato y no hay irregularidades administrativas. El DT Gian Piero Ventura, que en agosto extendió su contrato hasta 2020, con un sueldo anual de 1,5 millones de euros, aclaró que no renunció, pero su partida es un hecho y los sondeos señalan a Ancelotti (67,5 por ciento de favoritismo), seguido de Antonio Conte (21,9), Massimiliano Allegri (5,4) y Roberto Mancini (5,3).
    "Ancelotti es un grande, pero Ventura es un chivo expiatorio, veníamos de dos Mundiales desastrosos", afirmó el exDT Arrigo Sacchi, y habló de "un problema cultural, pues seguimos hablando de individualidades cuando el fútbol es un juego de equipo".
    "No vi al Ventura que conocí, lo ví más como un rehén que como un DT", dijo a su vez Urbano Cairo, presidente de Torino, por el técnico de 69 años que dirigió a numerosos clubes, pero ninguno de los "grandes".
    "Hay que refundar al calcio y hay que tener coraje para tomar elecciones importantes", dijo Luca Lotti, ministro de Deportes, junto con Malagó, para presentar en el CONI el nuevo estadio del Atalanta, en una Serie A que teme ahora el efecto "no Mundial".
    El empate sin goles ayer ante Suecia en Milán, tras la derrota 1-0 de la ida, dejó a Italia, cuatro veces campeón mundial, afuera de una Copa de la FIFA por primera vez en 60 años y provocó un shock en el mundo del fútbol. "Es el momento en el que todos deben dar su parte. Como gobierno estamos ayudando al fútbol con la reforma de los derechos de TV. Ventura y Tavecchio deben tomar sus decisiones.
    El problema también es cultural, cómo se enseña a los padres que siguen a sus hijos desde una tribuna", dijo Lotti.
    El ministro dijo que las palabras del arquero Gianluigi Buffon sirven de base, pero la selección, recordó, ya venía de ser eliminada en primera rueda de los dos últimos Mundiales. "Sinceramente no sé qué escribir, sólo sé que lo lamento muchísimo, Italia no merecía esto", publicó en su perfil de Instagram Jorginho, brasileño naturalizado del Napoli, que lidera la Liga con un juego de ataque no habitual en Italia.
    Giorgia Meloni, líder de Hermanos de Italia, criticó la costumbre de utilizar "oriundos" y pidió más inversión en la formación de jugadores italianos, una vieja polémica del calcio, que se coronó bicampeón mundial ya en 1934 y '38 con cracks naturalizados.
    "Hay demasiados extranjeros en el terreno de juego, desde los más jóvenes hasta la Serie A, y he aquí el resultado. Detened la invasión y dejad más sitio a los jóvenes italianos, también en los campos de fútbol", tuiteó a su vez Matteo Salvini, líder de la derechista Liga Norte. La prensa amaneció hoy en día lluvioso bajo titulares de "apocalipsis" y "vergüenza" y pidiendo las renuncias de Ventura y Tavecchio porque la selección está ""Sin Mundial 60 años después", como tituló Corriere della Sera, con Buffon en lágrimas, anunciando su despedida del equipo.
    "Un Mundial sin Italia, pero sobre todo una Italia sin Mundial. Adiós a las noches más o menos mágicas, a los espectadores con un pedazo de pizza o una cerveza helada, a la ilusión de tener peso en algo, al menos en el fútbol", escribió Massimo Gramellini en su columna.
    La Repubblica recordó que el calcio dejará de recaudar unos cien millones de euros, entre premios, TV y patrocinadores, un golpe que sacude también a la RAI y a Sky, que en el Mundial de 2014 lograban audiencias medias de 17,7 millones de personas.
    El diario económico Il Sole 24 Ore dijo que al menos Italia no sufrirá la caída de productividad denunciada por el director ejecutivo del grupo Fiat, Sergio Marchionne, quien aludía al ausentismo los días de partido así como a las resacas los días siguientes a los triunfos.
    Pero la selección sirve a su vez para ayudar a unir a un país desunido, dicen otros analistas, en medio de una precampaña electoral ya en marcha para las legislativas de principios de 2018.
    (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en