Llegan cruceros, pero sin estadounidenses

Quienes viven del turismo esperan la "temporada alta" en la isla

Cruceros en Cuba, pero sin turista estadounidenses.
Cruceros en Cuba, pero sin turista estadounidenses. (foto: ANSA)
21:52, 19 junLA HABANAPor Francisco Forteza

(ANSA) - LA HABANA, 19 JUN - Las sanciones de Estados Unidos terminaron con los arribos de turistas estadounidenses de los cruceros a La Habana y quienes viven de esa actividad en la ciudad esperan ahora por beneficios de la "temporada alta" de la industria.
    "Bueno, que yo sepa a Cuba seguirán llegando los turistas extranjeros", comentó a ANSA Fernando Rodríguez, quien se auto-definió como un "taxista ocasional que aprovecha la bonanza de pasajeros cuando esta existe".
    "La gente por aquí está muy preocupada por lo que ha hecho Estados Unidos. Los taxistas y los que no son taxistas. Son muchas las personas que viven del turismo en este país", subrayó.
    "Pero si los americanos regresaron una vez regresan otra", subrayó el taxista "ocasional". "Yo puedo esperar", afirmó. "En temporada alta y en especial en noviembre y diciembre vienen visitantes de todas partes del mundo", completó.
    En términos de estadísticas los estadounidenses "regresaron" casi masivamente a la isla socialista bajo el presidente Barack Obama y el "deshielo" Las grandes compañías de cruceros quizá piensen lo mismo. Las medidas del presidente Donald Trump anunciadas sorpresivamente en cuanto a la suspensión de los cruceros afectaron a alrededor de 800.000 reservas para viajar a Cuba.
    En 2018 vinieron a este país 640.000 estadounidenses aunque años antes, por mas de un medio siglo, tuvieron estrictas prohibiciones de su gobierno de viajar a la isla.
    Tras las nuevas sanciones algunos piensan que "el mundo no acabó".
    "En realidad los pasajeros de barcos cruceros suelen realizar estancias breves durante las cuales comen en restaurantes, se mueven en taxis si no tienen un servicio de autobuses y hacen compras diversas", estimó un especialista local de la industria.
    "Han afectado mucho a esos negocios", consideró. Pero subrayó que "los cruceristas no se hospedan en hoteles".
    Aún no es visible en La Habana, capital de unos dos millones de habitantes, que el ritmo de construcción de hoteles se haya detenido. Tampoco se emitieron declaraciones oficiales al respecto.
    De acuerdo con cifras divulgadas antes de las medidas sobre los cruceros en la ciudad estaban en construcción 7 nuevos hoteles de lujo y se habían rehabilitado 12.
    Las cadenas españolas Iberostar y Meliá, las principales inversoras extranjeras en esa rama han reiterado que no se retirarán de la plaza a causa de las sanciones.
    Hasta donde se sabe las autoridades locales no han retirado su objetivo de llegar a recibir cinco millones de turistas extranjeros en 2019, aunque puede suponerse que a la cifra, no se llegue como sucedió el año pasado.
    Los planes siguen apuntando a Canadá y Europa y a otras partes y agregan mercados como China y Rusia, dos países aliados de Cuba.
    Algunas fuentes en Estados Unidos sugieren que pese a las medidas los estadounidenses podrían seguir llegando en cifras mucho mas reducidas.
    La publicación News-Press, de Fort Myers, Florida, recordó en su edición digital del 13 de junio que aún pueden venir a visitar familiares en la isla, a reuniones, a actividades religiosas, a hacer deportes y a eventos públicos, entre otras.
    (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en