Joven atacado, puede quedar ciego

Gobierno defendió uso de balines en protestas sociales

Estupor por joven que puede quedar ciego por disparos de carabineros en Chile (foto: EPA)
22:53, 10 novSANTIAGO DE CHILERedacción ANSA

(ANSA) - SANTIAGO DE CHILE, 10 NOV - Estupor provocaron las imágenes del joven baleado en sus dos ojos por balines disparados por la fuerza policial durante la masiva concentración del viernes en Plaza Italia, y que lo dejaron ciego.
    Un parte médico de la Clínica Santa María informó hoy que el estudiante universitario Gustavo Gatica, de 21 años, continúa estable y se recupera de la intervención quirúrgica a la que fue sometido el pasado sábado para intentar salvarle la visión parcial del ojo derecho. "El paciente continuará en observación durante las próximas 48 horas, recibiendo los cuidados necesarios y apoyo integral multidisciplinario", indicó el reporte médico.
    La Universidad Academia de Humanismo Cristiano (UAHC), casa de estudios de Gatica, solicitó -a nombre de la familia- no compartir y eliminar las imágenes del joven que circulan por redes sociales.
    La grave situación del universitario acentuó las críticas sobre el actuar de Carabineros y el uso desmedido de balines sobre una población desarmada. El Colegio Médico recordó que hay 200 personas con trauma ocular, cifra que devela el grado de violencia represiva sobre el derecho a manifestarse de la ciudadanía. La orden profesional escribió en Twitter "el lamentable balance de trauma ocular emitido por la Unidad de Trauma Ocular (UTO) del Hospital Salvador (151 personas con trauma ocular) y 50 corresponden a otros recintos. Tristemente tenemos él récord mundial de más de 200 personas con trauma ocular severo en 3 semanas de manifestaciones", apuntaron.
    Otra institución que criticó el uso desproporcionado de perdigones fue el Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), quien reiteró que se debe mantener el uso "legal y proporcional" de la fuerza para el control del orden público.
    El gobierno, en cambio, defendió el uso del arma no letal para dispersar manifestaciones y aseguró que "en ocasiones anteriores cuando se ha pedido esto, terminó con más violencia".
    "Yo creo que hay que ser muy cuidadosos al introducir cambios que pueden significar una situación de violencia que termine siendo peor", puntualizó el ministro del Interior, Gonzalo Blumel, en entrevista con canal 13. La autoridad, de la cual dependen las fuerzas policiales, enfatizó que "los protocolos fueron recientemente actualizados y los medios tienen que ser progresivos", además de asegurar que hay que denunciar a aquellos miembros de Carabineros que se "desvíen".
    La misión especial de ONU, que monitorea el funcionar de las fuerzas represivas en las protestas, visitó al joven Gatica.
    Mientras el jefe de bancada de parlamentarios del opositor Partido Por la Democracia (PPD), Guido Girardi, pidió al presidente Sebastián Piñera prohíba el uso de balines y perdigones porque "disparar al rostro es parte de una cruel estrategia planificada". El legislador, y también, médico, advirtió a Piñera que "el tiempo se le acaba: convoque a un plebiscito y que los chilenos decidan si quieren una nueva Constitución y por qué mecanismo".
    Recordó que "la ONU le pidió a Chile dejar de usar perdigones y balines, porque lesionan, mutilan y pueden matar. No tienen un fin disuasivo, sino que letal. Apelo a la responsabilidad del Presidente y el ministro Blumel para que restablezcan la vigencia de los derechos humanos e impidan el uso de esta estrategia".
    Asimismo, solicitó "se curse la baja inmediata del general a cargo de las fuerzas especiales de Carabineros porque estos hechos no son casuales, aquí hay una planificación, una concertación para dispararle a los jóvenes el rostro".
    También pidió la baja de todos los oficiales que se extralimiten en sus funciones, como ocurrió en el Hospital Gustavo Fricke de Viña del Mar (donde dispararon gas lacrimógeno al interior del establecimiento). "Ni siquiera en tiempos de guerra está permitido intervenir dentro de los hospitales", alegó.
    En alusión directa a las palabras de Blumel sobre uso de balines, el senador opositor expresó que el ministro indicó que "no se iban a prohibir porque tienen 'un uso progresivo', no entiendo a qué se refiere. Los balines están destruyendo la vida de muchos jóvenes chilenos y mientras se mantenga este clima todo intento de recuperar la paz social será inútil. Les aseguro que más jóvenes con más frustración, rabia y dolor van a salir a la calle". (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en