Más de un Beethoven en las favelas

Profesores descubren "genios" musicales en barrios empobrecidos

Música en las favelas de Brasil. Hay niños con oídos prodigiosos en esos barrios pobres, afirman entendidos.
Música en las favelas de Brasil. Hay niños con oídos prodigiosos en esos barrios pobres, afirman entendidos. (foto: Ansa)
14:36, 04 novBRASILIAPor Darío Pignotti

   (ANSA) - BRASILIA, 4 NOV - En las favelas de Rio de Janeiro existe un "talento oculto" de niños con vocación musical pero pocos recursos para estudiar y algunos tienen oído absoluto, un don similar al de Beethoven o Caetano Veloso, descubierto por profesores o en programas de divulgación musical.
    Uno de los proyectos más conocido y antiguo, ya tiene 22 años, fue creado por la concertista Fiorella Solares.
    Los niños y adolescentes se familiarizan con la música prácticamente "desde la cuna" en Brasil, por eso cuando toman contacto con el repertorio clásico surge un diálogo "fluido", explica Fiorella Solares.
    La ONG Acción Social por la Música, creada por Solares, formó centenas de instrumentistas en las violentas favelas desde 1995, cuando comenzó a subir los morros (cerros) violentos "para llevar la música".
    De esa experiencia surgió la Camerata Joven de Rio de Janeiro realizará una gira por Europa donde ofrecerá conciertos y visitará teatros líricos.
    "La idea no es solo formar instrumentistas, y ya varios se han formado con un talento especial, lo que nosotros nos proponemos fundamentalmente es educar a través de la música" explica anos. Iniciamos ese proyecto para educar centenares de niños y adolescentes a través de la música clásica", explica Solares.
    "Empezamos de cero, porque tenía claro que los chicos, en su gran mayoría, no habían tenido nunca contacto con la música clásica", cuenta la música y pedagoga. Fiorella Solares es concertista de la Orquesta Sinfónica de Rio de Janeiro y antes lo fue de la orquesta de Bellas Artes en Ciudad de México.
    Nació en Guatelama de donde emigró a Brasil hace 35 años y en Rio se casó con el director de orquesta David Machado, con quien ideó el proyecto de ONG cuya fundación contó con respaldo del Ministerio de Cultura.
    Subir a las favelas dominadas por el estruendo de los tiroteos es algo cotidiano para esta mujer de sonrisa amable que una vez fue parada por un policía preocupado con lo que llevaba en el automóvil.
    Luego de requisarla el agente descubrió que en su asiento trasera no había un arma sino un instrumento musical.
    Al comienzo hubo que ganar la confianza de la vecindad de las favelas donde hay "tan pocos" espacios para la cultura y el esparcimiento, recuerda Solares.
    "Pero poco a poco comenzaron a interesarse, a tomar clases y luego formaron, y algunos ya están estudiando en la universidad", dice la concertista de violonchelo.
    Con su ONG ha trabajado en las favelas del Complexo do Alemao y Mangueira, en la zona norte de Rio de Janeiro.
    También dictó talleres en las de la zona oeste, como la famosa Ciudad de Dios, que inspiró la película homónima ternada al Oscar En esas favelas del oeste hay otros trabajos de incentivo a la música e, incluso, profesores que realizan una labor personal con los chicos.
    El profesor Newton Motta, nacido en una barriada violenta de Rio, está asombrado del "talento innato" de los hermanos, Alex de 17 años, Thais de 16 años y Pedro de 12.
    "Los tres tienen oído absoluto" y una ductilidad inaudita para identificar melodías que luego interpretan con la guitarra o la voz, señala el profesor Motta.
    El docente ha procurado donaciones para comprar instrumentos a los chicos de una barriada pobra de la zona oeste.
    Y afirma, optimista, que estos niños que podrán convertirse en "grandes concertistas" si continúan estudiando. (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en