"Los brasileños no quieren comunismo"

El presidente de Brasil retoma críticas a kirchnerismo argentino

Jair Bolsonaro (izquierda) y Mauricio Macri (derecha), sonrisas y cercanías
Jair Bolsonaro (izquierda) y Mauricio Macri (derecha), sonrisas y cercanías (foto: ANSA)
18:11, 14 agoBRASILIARedacción ANSA

   (ANSA) - BRASILIA, 14 AGO - El presidente Jair Bolsonaro afirmó que el pueblo brasileño es defensor de la "democracia y la libertad" al criticar al kirchnerismo argentino a cuya victoria en las elecciones primarias del domingo comparó con el retorno de los "bandidos de izquierda".
    "Brasil es un pueblo que ama la democracia y no vive sin libertad, lo que esa gente de la izquierda siempre quiso fue robar nuestra libertad, no vamos a admitirlo, nuestra libertad vale mucho más que nuestra vida", afirmó el presidente y exmilitar.
    Y agregó: "Vean lo que está aconteciendo ahora en Argentina, Argentina se está hundiendo en el caos, Argentina comienza a seguir el camino de Venezuela porque en las primarias (los) bandidos de izquierda comenzaron a volver al poder".
    El presidente habló en la mañana de este miércoles ante gran cantidad de público en la ciudad de Parnaíba, donde fue inaugurada una escuela militarizada, para alumnos civiles, que lleva su nombre.
    Los presentes lo recibieron coreando "nuestra bandera nunca será roja" y durante su discurso fue interrumpido varias veces con vivas, aplausos y el grito de "mito", mientras algunas personas lo mencionaron como "Johnny Bravo", un dibujo animado con el que él mismo se comparó.
    El mandatario hizo un aparte en el discurso para agradecer la comparación con ese personaje corpulento de ficción.
    Con sus expresiones sobre las primarias celebradas el domingo pasado en Argentina, con contundente derrota del mandatario Mauricio Macri (15 puntos por debajo de la oposición), Bolsonaro retomó sus críticas a la fórmula peronista encabezada por Alberto Fernández, secundado por la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner.
    El lunes pasado había advertido, en visita al sureño estado de Rio Grande do Sul, que los "hermanos argentinos" pueden comenzar a buscar refugio en Brasil debido a una eventual victoria de la "izquierdacha", un modo despectivo de señalar a la izquierda.
    Poco después, el candidato argentino Alberto Fernández atacó a Bolsonaro, del Partido Social Liberal (PSL), calificándolo de "fascista, misógino y violento".
    El mercurial comportamiento del presidente ocurre cuando el mercado brasileño acompaña con preocupación la evolución de la crisis en Buenos Aires.
    Este martes a la tarde la Bolsa de Valores de San Pablo operaba en baja del 2,85 por ciento, el dólar se valorizaba el 1,64 por ciento a 4,032 reales y el peso argentino sufría una contracción del 5,33 por ciento vendido a 0,068 reales.
    La escalada de declaraciones de Bolsonaro fue considerada inconveniente por militares que integran el gobierno y hablaron sin revelar su identidad, publicó hoy el diario Folha de San Pablo.
    Ese parecer es compartido de algunos generales por políticos de centro como Joao Doria, el gobernador del estado de San Pablo, el más rico y poblado del país.
    Doria, del Partido de la Socialdemocracia Brasileña (PSDB), recomendó "respeto a la Argentina sea cuál sea el resultado electoral" y recordó que el país vecino es el tercer socio comercial, detrás de China y Estados Unidos.
    Bolsonaro elogió tiempo atrás a Macri y trazó una relación cercana con el mandatario conservador, que ahora ve casi derrumbada su apetencia de reelección en las elecciones que afrontará Argentina en octubre próximo. (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en